Senadores del PRI y PAN critican fallo de la Corte sobre fuero legislativo

jueves, 25 de febrero de 2010

MÉXICO, D.F., 25 de febrero (apro).- La reciente resolución de la Suprema Corte de Justicia para delimitar el fuero constitucional de los legisladores generó un intenso debate en el Senado, donde legisladores del PRI y del PAN argumentaron que dicho dictamen limita la libertad de expresión de los congresistas.
Paralelamente, el coordinador del PAN, Gustavo Madero, presentó una propuesta de reforma a los artículos 61 y 111 constitucionales en materia de fuero y rendición de cuentas.
En tribuna, el senador Jesús Murillo Karam, del PRI, cuestionó la decisión de la Suprema Corte que limita el fuero a las funciones estrictamente legislativas. “Nos pone horarios y lugares para tener fuero”, afirmó. Y cuestionó: “¿Cuándo voy al baño dejo ser senador?”
A su vez, Alejandro Zapata Perogordo, del PAN, consideró que la resolución por 8 votos contra 3 del pleno de la Suprema Corte de Justicia “restringe la libertad de expresión” de los legisladores, porque no sólo en el recinto del Senado ejercen su papel.
“¿Qué ocurre cuando vamos a diferentes foros en instituciones académicas o en otros lugares, si no lo tenemos reglamentado?”, preguntó Zapata Perogordo.
Por el PRD, el senador Pablo Gómez, hizo un llamado a clarificar y reglamentar el tema del fuero legislativo, mientras que el coordinador del Partido Verde, Arturo Escobar, apoyó la decisión de la Suprema Corte porque “da claridad al texto constitucional”.
En tanto, el coordinador de la bancada del PAN, Gustavo Madero, presentó reformas a los artículos 61 y 111 constitucionales para “erradicar definitivamente la impunidad de nuestra vida política democrática” y, por tanto, reformar el fuero constitucional.
“El fuero constitucional tiene su fundamento en el artículo 61 de la Constitución y su objeto es establecer la inviolabilidad de los diputados y senadores por las opiniones que manifiesten en el desempeño de sus cargos, de tal forma que al no poder ser reconvenidos por ellas puedan deliberar libremente durante el proceso legislativo, en todo momento y circunstancia”, afirmó.
Madero subrayó que el fuero “nunca tuvo como objeto garantizar al legislador impunidad”, pero “es evidente que con el devenir de los años se ha creado un régimen de irresponsabilidad. Situación que hoy coloca indebidamente al legislador por encima de los ciudadanos y lo exime de sus responsabilidades”.
La reforma propuesta por el senador panista precisa en el artículo 61 que las opiniones de los senadores y diputados son inviolables “durante el período que duren en su encargo” y jamás podrán ser reconvenidos por ellas.
En la reforma al artículo 111 constitucional Madero propuso que se puede proceder penalmente contra legisladores, ministros de la Corte, magistrados, secretarios de despacho, jefe de gobierno capitalino, procurador general y consejeros electorales “por la comisión de delitos graves durante el tiempo de su encargo”.
El objetivo de estos cambios es eliminar la figura de la declaración de procedencia. “De esta forma, buscamos despolitizar la comisión de delitos graves porque al politizar necesariamente los procesos se abre la puerta a nuevas injusticias y se permite que la impunidad se perpetúe indefinidamente”, afirmó Madero.

Comentarios