Narco ataca con granadas la casa de jefe policiaco en Guanajuato

viernes, 26 de febrero de 2010

CELAYA, GTO., 26 de febrero (apro).- Un grupo de sicarios lanzó un ataque con granadas y disparos contra la fachada de la residencia del director de la Policía Municipal en esta ciudad, ubicada en la colonia Las Fuentes; el funcionario resultó ileso en la agresión.
    El atentado ocurrió a la una y media de la madrugada de hoy, cuando Rodríguez Olvera se encontraba en el interior de su domicilio.
    Según un reporte de la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE), en el lugar se encontraron al menos cinco casquillos y nueve cartuchos útiles de un arma calibre 7.62 x 39 milímetros (AK-47), así como tres espoletas de granadas de fragmentación.
    Además de la estructura de la vivienda del funcionario, las puertas y cristales de algunas casas vecinas también presentaron daños. Por ese motivo se inició la averiguación 150/2010.
    Según el jefe policiaco, a la hora referida lo despertaron dos explosiones que escuchó afuera de su casa, y algunos disparos.
    Al salir a la calle, se encontró con la fachada del domicilio dañada por granadas de fragmentación y armas de alto poder, por lo que en principio asumió que se trató de un ataque del crimen organizado.
    El funcionario atribuyó este atentado a la labor que está realizando desde que asumió la titularidad de la Policía Municipal, en noviembre pasado.
    “A alguien le estamos entorpeciendo el camino; estamos evitando que haga las cosas como las venía haciendo con anterioridad y, en ese orden, están tratando de atemperar los ánimos del director, pero aquí estamos chambeando duro”, señaló en una entrevista a un noticiero de radio.
    Y aseguró que continuará al frente de la corporación “con toda normalidad, trabajando igual… todos tememos por la vida, pero quienes estamos en este trabajo sabemos que es el riesgo que se corre”, al reconocer que antes ha recibido amenazas.
    Una de estas advertencias fue hecha pública en una manta que hace casi un mes fue colgada de uno de los puentes peatonales de la avenida principal de la ciudad, atribuida a La Familia Michoacana.
    Martín Rodríguez Olvera se desempeñó como jefe de escoltas de Vicente Fox cuando éste fue gobernador de Guanajuato; luego se le nombró director de Policía en León durante casi ocho años y, antes de arribar a Celaya, ocupó el mismo cargo en Cancún, Quintana Roo.
    Además de ser la ciudad con el mayor índice delictivo de la entidad desde hace más de una década, Celaya ha sido escenario de varios enfrentamientos entre grupos del crimen organizado que se disputan el territorio guanajuatense, particularmente Los Zetas y La Familia Michoacana.
También se han perpetrado ataques contra sedes de la Policía Ministerial y agencias de la Guardia Municipal en los últimos meses.
   

Comentarios