Tres muertos en Torreón

lunes, 15 de marzo de 2010

TORREÓN, Coah., 15 de marzo (apro).- La violencia continua en esta región. La madrugada de hoy un enfrentamiento arrojó el saldo de dos delincuentes y un policía muertos, además de seis agentes heridos de gravedad.
    Entre los heridos se encuentra el teniente coronel retirado Manuel de Jesús Cícero Salazar, director general de la Policía Operativa del Estado.
    El policía fallecido era también oficial retirado del Ejército Mexicano, contratado como uno de los escoltas del teniente coronel Cícero Salazar.
    Exintegrante del Grupo Aeromóvil de Fuerzas Especiales (GAFE), Cícero Salazar ha sido apodado en los medios locales como El Rambo, debido a su proclividad a participar personalmente en operativos y enfrentamientos con grupos delictivos.
    Por ejemplo, el pasado 30 de agosto Cícero Salazar enfrentó a un comando que acaba de ejecutar al famoso tahúr Javier Urióstegui Román, en unas carreras de caballos celebradas en Ramos Arizpe, Coahuila.
    Esta vez el enfrentamiento ocurrió cerca de la una de la mañana, cuando un grupo de secuestradores había levantado a una víctima y su convoy fue interceptado por los cuerpos de seguridad, encabezados por el teniente Cícero.
    De acuerdo con el general Ernesto Estrada Bustamante, director de la Policía Investigadora del Estado, los hechos ocurrieron en la avenida Victoria, cuando una brigada policiaca identificó a un grupo de individuos en actitud sospechosa.
    Según el mando policiaco, al ver las patrullas los sospechosos empezaron a disparar y huyeron hacia una bodega.
Tras la muerte de dos de los secuestradores, la policía estatal logró el aseguramiento de 13 vehículos y la detención de Guadalupe Ávila Guerrero, de 19 años; Verónica García Moreno, de 25, y Francisco Javier Aragón Medina, de 35.
Además, un hombre víctima de secuestro fue localizado con vida, pero la Policía Investigadora lo mantiene bajo investigación.
Según el reporte, los delincuentes tenían en su poder siete armas largas, un rifle M1, dos escopetas, y cuatro rifles calibre .22.
    Estrada Bustamante informó que los cuerpos policiacos y el Ejército continuarán reforzando la vigilancia en la ciudad, en el marco del Plan Torreón, desplegado en febrero luego de la matanza de diez hombres en un bar y, en particular, ante la suspensión de labores de la policía municipal.