Desmantela el Ejército una red de polleros en Veracruz

jueves, 18 de marzo de 2010

JALAPA, Ver., 18 de marzo (apro).- Elementos de las 26 Zona Militar, al mando del comandante Gustavo Miguel González Cruz, detuvieron en Tierra Blanca a cinco polleros, entre ellos una mujer, junto con 20 indocumentados de origen centroamericano.
    El operativo se realizó luego de una llamada telefónica anónima, que llevó a la captura de los cinco polleros y al aseguramiento de los indocumentados, quienes fueron trasladados a las instalaciones del Instituto Nacional de Migración (INM).
    A los presuntos delincuentes se les decomisaron 40 mil pesos mexicanos, varios camiones y diversas armas de fuego.
La aprehensión de los traficantes de indocumentados se registró cuatro días después de que las fuerzas federales y estatales detuvieran a 98 elementos de Seguridad Pública del Estado, adscritos a la región de Tierra Blanca, de los que 13 fueron sometidos a arraigo por los delitos de secuestro, extorsión y abuso de autoridad contra migrantes centroamericanos.
    Por otra parte, el consulado de El Salvador dio a conocer el relevo de su representante en el puerto de Veracruz, Edwin Ortiz Luna, cargo que ocupará a partir de este día Claudia Saldaña, quien consideró que hace falta reforzar las políticas de seguridad de los migrantes centroamericanos.
    La nueva representante del consulado de El Salvador en el puerto de Veracruz refirió que, según estimaciones de las autoridades de su país, en los últimos meses se ha incrementado la salida de salvadoreños que buscan mejores oportunidades de vida en Estados Unidos.
    Saldaña precisó que anteriormente salían alrededor de 200 salvadoreños de su país hacia Estados Unidos; sin embargo, “hoy tenemos una estimación de 300 diarios que deciden abandonar El Salvador debido a la crisis económica que enfrentamos”.
    En su recorrido hacia la Unión Americana, señaló, los salvadoreños se enfrentan a muchos peligros, debido a la inseguridad y, sobre todo, “a su paso por el territorio veracruzano”, lo cual es muy preocupante para el gobierno de El Salvador.
    En conferencia de prensa, denunció que “recibimos constantes denuncias de violaciones a derechos humanos de los centroamericanos y, en casos extremos, hasta asesinatos cometidos por bandas delictivas”.
    Sin embargo, explicó que debido a su condición de estancia ilegal en México, los indocumentados no se atreven a denunciar los hechos de que son víctimas y, cuando sí lo hacen, “las autoridades no le dan seguimiento porque regresan a su país deportados o continúan su viaje a Estados Unidos”.

Comentarios