Revisará la Corte sentencias contra inculpados en caso Wallace

martes, 13 de abril de 2010

MEXICO, D.F., 13 de abril (apro).- La Primera Sala de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) admitió a trámite la solicitud del titular de la Procuraduría General de la República (PGR), Arturo Chávez Chávez, para que ejerza su facultad de atracción y revise las sentencias dictadas por un juez federal a los secuestradores de Hugo Alberto Wallace, al considerar que merecían penas más altas.

La medida adoptada por la Primera Sala de la SCJN el pasado 5 de abril pasado, no prejuzga sobre la petición del procurador ni garantiza que vaya a ser aceptada.

Tras admitir a trámite este caso, la SCJN pidió al Segundo Tribunal Unitario en Materia Penal, que tiene a su cargo el juicio, continuar con la integración de la apelación que promovió la PGR contra la sentencia dictada a los secuestradores, con el fin de que, cuando termine esta etapa, le envíe el expediente.

Sin embargo, para que ese tribunal termine esta etapa, no existe un plazo. Se estima que pueden pasar meses antes de que esto ocurra, por lo que, hasta ahora, la solicitud de Chávez no se le ha turnado a ningún ministro de la Corte.

Cuando concluya esta fase, un ministro deberá revisar el expediente y presentar un dictamen ante sus compañeros de la Primera Sala para que determinen si el caso reúne los requisitos para que la Corte atraiga un juicio.

El pasado 24 de diciembre, un juez federal sentenció a entre 28 y 45 años de prisión al expolicía del estado de Morelos César Freyre Morales; la bailarina Juana Hilda González Lomelí, y los hermanos Antonio y Alberto Castillo Cruz, acusados del secuestro del hijo de Isabel Miranda de Wallace, presidenta de la asociación Alto al Secuestro.

El 5 de enero pasado, Isabel Miranda de Wallace se reunió con el presidente de la SCJN, Guillermo Ortiz Mayagoitia, ante quien manifestó su sentimiento de “frustración, impotencia y enojo” por la sentencia del juez contra los secuestradores de su hijo Hugo Alberto Wallace.

Miranda de Wallace dijo que los secuestradores debían ser sentenciados a unos 90 años de cárcel por los cuatro delitos que se les imputan: privación ilegal de la libertad en la modalidad de secuestro, extorsión, posesión de armas de fuego de uso exclusivo del Ejército y posesión de cartuchos también de uso exclusivo de las Fuerzas Armadas.

Al respecto, la PGR se inconformó con la sentencia dictada por el juez Augusto Octavio Mejía Ojeda, por lo que la apelación se turnó para su revisión al Segundo Tribunal Unitario en Materia Penal, con sede en el Distrito Federal.

Sin embargo, por la trascendencia de este caso, el titular de la PGR estimó necesario que la Primera Sala de la Corte, no un tribunal de menor jerarquía, sea quien resuelva la apelación y decida respecto de si se debe o no aplicar una pena mayor a los secuestradores.