Alianza Cívica denuncia "juego sucio" rumbo a comicios de julio

lunes, 21 de junio de 2010

MEXICO, DF, 21 de junio (apro).- Compra y coacción del voto, uso de recursos públicos en campañas y funcionarios gubernamentales operando a favor de candidatos de diferentes partidos, son algunas de las irregularidades detectadas por Alianza Cívica en entidades en que se llevarán a cabo elecciones el domingo 4 de julio.

En un informe de reportes ciudadanos recabados por el programa Juego Limpio Voto Libre 2010, en el que participan organizaciones civiles coordinadas por Alianza Cívica, se denuncia que “las autoridades electorales estatales no son un árbitro activo de la contienda”.

Las denuncias forman parte de la observación electoral que desde mayo impulsó Alianza Cívica, cuyo objetivo es “lograr juego limpio y denunciar el uso de recursos públicos y la participación de los funcionarios de gobierno, lo que está prohibida en la Constitución en su artículo 134”.

La ONG anunció que integrantes del Consejo Ciudadano por Elecciones Limpias y con Equidad, entre ellos Alberto Aziz Nassif, Clara Jusidman, Denise Dresser, Emilio Álvarez Icaza, Jesús Cantú, José Antonio Crespo, Lucila Servitje y Sergio Aguayo, viajarán del 2 al 4 de julio a “los estados con mayor conflictividad”.

Sostuvo que entre las entidades con mayores reportes de anomalías destacan Hidalgo, Oaxaca, Veracruz, Puebla y Tlaxcala.

En Hidalgo se describen casos en los que funcionarios públicos obligan a burócratas a “acudir a mítines y hacer proselitismo” a favor del candidato del PRI, Francisco Olvera (www.cuidemoselvoto.org).

Son los casos de maestros y personal administrativo del Colegio de Bachilleres en Tecozutla, Huichapan, Nopala y Tlaxcalilla.

En Actopan, grupos de maestros denunciaron al Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) de obligarlos a apoyar al candidato distrital del partido Nueva Alianza, Francisco Pérez Salinas.

Asimismo, trabajadores afiliados a Transportistas Unidos de Hidalgo denunciaron coacción por parte de sus dirigentes para que entreguen sus credenciales de elector.

Incluso se han registrado casos de ‘contracampaña’: en Huejutla y Papatlatla, el Revolucionario Institucional condicionó la entrega de despensas y bultos de cemento a cambio de la credencial de elector y de que los ciudadanos no asistieran a mítines de la candidata de la coalición “Hidalgo nos Une”, Xóchitl Gálvez.

En Emiliano Zapata, la candidata opositora denunció que“el auditorio ejidal fue convertido en bodega de despensas del PRI”.

En Oaxaca, el informe hace referencia al video de un acto en Chalcatongo de Hidalgo, en el que el gobernador Ulises Ruiz, “solicita a un funcionario municipal conseguir votos para Eviel Pérez Magaña, candidato priista a la gubernatura”.

Algunas de las denuncias registradas en la página de Internet señalan la entrega de despensas en unidades móviles de gobierno de Oaxaca, en que se pide a los beneficiados se registren en listas.

En tanto, en Pinotepa Nacional hay reportes sobre la entrega de despensas luego de la entrega de credenciales de elector por personal que viajaba en vehículos con el logotipo de la alianza PRI-PVEM que impulsa a Pérez Magaña.

También en Pinotepa, empleados del ayuntamiento denunciaron al alcalde José Isidro Toscano Vázquez y al delegado estatal del gobierno, Alejandro Lorenzo Agustiano, así como al candidato de PRI-PVEM a la presidencia municipal PRI-PVEM, Carlos Sarabia Camacho, quienes en un evento del 8 de junio condicionaron la entrega de un predio a cambio de su voto a favor de los candidatos afines al gobierno de Ulises Ruiz, y que, “de no hacerlo, se les amenazó con no entregarles los terrenos”.

En ese mismo municipio se ofrecen créditos por 5 mil pesos a cambio de votos a favor del PRI, al tiempo que la Fundación Carlos Sarabia “está regalando tierra y arena” para quienes respalden al candidato priista.

En Veracruz, al escándalo de los audios donde el gobernador Fidel Herrera presuntamente opera a favor de los candidatos del PRI, se sumaron quejas por el reparto de “camisetas, sombrillas, gorras, pulseras, pañales desechables y vitaminas” durante un mitin del candidato priista Javier Duarte, en Cosautlán de Carvajal, al que asistieron funcionarios municipales y de la agencia del Ministerio Público, en tanto que se pintaron bardas del ayuntamiento con propaganda tricolor.

También se denuncia que se regalaron kilos de tortillas envueltas en propaganda a favor del candidato priista a la gubernatura.

En Puebla, el programa de Alianza Cívica recibió información de que el 22 de abril, en Huachinango, funcionarios del DIF “repartieron despensas de la dependencia a unas cuadras de donde se llevó a cabo un mitin de Javier López Zavala”, candidato a la gubernatura de la alianza PRI-PVEM.

Semanas más tarde, habría otro reparto pero ahora en la casa del alcalde de Huachinango, “utilizando un vehículo oficial y pasando lista a las personas que recibían el apoyo”.

La ONG destaca que, en Tlaxcala, estudiantes de la universidad autónoma de esa entidad “denunciaron que se está obligando a alumnos a que asistan a mítines a favor de la candidata” de la coalición PAN-Panal, Adriana Dávila Fernández”.

Los estudiantes, indica el reporte, están advertidos de que de no acudir a los eventos, ello “tendrá efectos negativos en su permanencia en dicha casa de estudios”.

Ante las denuncias, Alianza Cívica señaló que los institutos electorales “no están actuado con certeza y prontitud”; además, tampoco realizaron convenios con el Instituto Federal Electoral (IFE) para la vigilancia, a pesar que puede hacerse desde 2007.

En tanto, en estados como Veracruz, Puebla y Oaxaca se licitaron los programas de resultados preliminares o la impresión de boletas electorales.

Asimismo, la organización denunció que en Oaxaca se le pusieron trabas para la observación electoral.

“El Instituto de Oaxaca nos advirtió que para acreditar a observadores se realizaría una auditoría a Alianza Cívica, como si los recursos que recibieran fueran públicos”, acusó.

Comentarios