AMLO acepta diálogo si Calderón cambia política económica y de seguridad

martes, 29 de junio de 2010

MÉXICO, D.F., 29 de junio (apro).- El excandidato presidencial, Andrés Manuel López Obrador, condicionó hoy su participación en la reunión convocada por el presidente Felipe Calderón, para hacer un frente común contra el narco, a que el Ejecutivo federal  asuma el compromiso de emprender un cambio verdadero”, es decir, modificar la política económica, generar empleos y establecer una coordinación entre todas las corporaciones policiacas en el combate a la delincuencia organizada.
Sostuvo que si la convocatoria emitida por Calderón es en serio, aceptaría asistir porque, subrayó, "por encima de todo está México y está el interés general".
Luego de lamentar el asesinato del candidato de la coalición PRI-PVEM-Panal a la gubernatura de Tamaulipas, Rodolfo Torre Cantú, López Obrador afirmó que el clima de violencia e inseguridad que priva en el país es fruto de la descomposición social que originó la imposición de una política económica elitista.
    En entrevista telefónica con el periodista Jacobo Zabludovsky, en su noticiero De 1 a 3, el tabasqueño advirtió que de no ponerse el acento en esa situación, en lo que a él concierne no se prestará a “la simulación y la demagogia”.
    “Sería muy malo que a estas alturas forme parte de esta comparsa. No vamos a caer nosotros en ninguna simulación", dijo el exjefe de Gobierno del Distrito Federal.
    En su opinión, todos los actores políticos deben preocuparse y ocuparse de la situación de inseguridad que impera en el país, pero aclaró que no es ese tipo de reuniones lo que solucionará las cosas, sino un cambio de rumbo en la política económica.
López Obrador sostuvo que la descomposición social y la codicia de unos cuantos ha llevado a la pobreza a millones de mexicanos y al abandono de los jóvenes que no tienen ninguna posibilidad de trabajo ni de estudio.
De continuar el mismo régimen, advirtió, "va a seguir la destrucción del país, porque desgraciadamente esto que está sucediendo es el fruto podrido de la política económica" que se impuso desde hace 27 años.
Además, afirmó que en México no existen corporaciones policiacas profesionales en la lucha contra la violencia y la inseguridad, ni se ha aclarado con énfasis que "no se está protegiendo a ninguna banda para castigar a otra, porque esa es también la sensación que hay entre la gente".

Comentarios