Marchan sindicatos en contra de la política laboral

jueves, 1 de julio de 2010

MÉXICO, D.F., 1 de julio (apro).- Miles de trabajadores integrantes de diferentes sindicatos marcharon hoy del Angel de la Independencia al Zócalo para expresar su rechazo a la iniciativa de reforma laboral y en contra de la actual política en el sector.

Miembros de los sindicatos Mexicano de Electricistas (SME), de Minero, de la UNAM, y de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), así como de la Unión Nacional de Trabajadores (UNT) y de la Confederación Nacional Campesina (CNC) demandaron que se garanticen y respeten sus derechos laborales.

El contingente partió poco después de las 16:00 horas con una gran pancarta en la que se pedía la renuncia del presidente Felipe Calderón. Las diferentes organizaciones, en abierto rechazo a la política laboral del gobierno federal, realizaron un mitin en la Plaza de la Constitución.

Los sindicalistas acusaron al gobierno de Felipe Calderón de tratar a los trabajadores como delincuentes y denunciaron que pretende resolver los conflictos sociales con acciones represivas.

La movilización mostró abiertamente la solidaridad con los integrantes del SME que han cumplido más de 60 días en huelga de hambre; con la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación y con el sindicato minero. Demandaron el cese de la represión y del asesinato de dirigentes sociales.

“Este gobierno de derecha sólo ha promovido la polarización y la desigualdad, y ha permitido que los ciudadanos mexicanos sean impunemente asesinados en la frontera, que la organización social sea criminalizada y que las propuestas de los sectores campesino, sindical y civil se topen con oídos sordos, pues el gobierno no sabe negociar.

“No podemos dejar pasar los agravios que ha cometido el gobierno federal contra los trabajadores, como los mineros de Cananea, ni dar el menor pie para que se dé entrada a una reforma laboral que vulnera los derechos de los trabajadores”, dijo el líder del Sindicato de Trabajadores de la UNAM, Agustín Rodríguez.

Desde temprana hora, la policía capitalina instrumentó una serie de medidas preventivas para garantizar la seguridad de las diferentes movilizaciones. Para ello desplegó 857 elementos y 101 vehículos.

La Secretaría de Seguridad Pública del Distrito Federal (SSPDF) informó que las manifestaciones, en las que participaron diferentes sindicatos, organizaciones campesinas y transportistas, se llevaron a cabo sin mayores incidentes. La dependencia reportó saldo blanco.

Por otra parte, rechazaron “las cuentas alegres” del presidente Felipe Calderón, quien presumió que en lo que va del año se han generado 513 mil empleos.

Francisco Hernández Juárez y Martín Esparza, dirigentes de los telefonistas y de electricistas, criticaron que mientras Calderón presume la creación de empleos, miles de trabajadores de Luz y Fuerza protestaban en la Plaza de la Constitución por haberse quedado sin fuente de trabajo desde octubre pasado.

Hernández Juárez anunció que las más de 200 organizaciones que integran la Unión Nacional de Trabajadores realizarán una jornada nacional en defensa del empleo y en contra de la política económica y laboral de la actual administración.

Comentarios