"Cazadores de Nazis" en Discovery

lunes, 12 de julio de 2010

MÉXICO, D. F., 7 de julio (apro).- El tema de los cazadores de nazis es cada vez más abordado en largometrajes –entre ellos Bastardos sin gloria, de Quentin Tarantino–, documentales y series de televisión. En este mes, Discovery Channel proyecta una serie con historias reales, titulada precisamente Cazadores de nazis. Y también National Geographic pasa al aire Cazadores de nazis en América Latina.

Discovery proyecta sus episodios todos los jueves a las 23 horas y National Geographic los domingos a las 22 horas. Es raro que dos series coincidan al mismo tiempo con el mismo tópico, aunque sus formatos son muy distintos.

En Cazadores de nazis en América Latina hay entrevistas con historiadores y con las personas que realizaron las operaciones, en tanto que Cazadores de nazis muestra material de archivo con una voz en off. Se centra en cómo los cazadores de nazis fueron un grupo tenaz que buscó sin descanso a los principales colaboradores de Adolf Hitler.

Un capítulo se llama A la caza de Martin Bormann, que trata sobre el secretario personar de Hitler. En la boda de aquel con Eva Braun, el 29 de abril de 1945, Bormann fue el único miembro de la jerarquía nazi testigo de la ceremonia, junto con Goebbels, ministro de propaganda. Además, fue uno de los últimos que vio a Hitler con vida, y hay testimonios de que hacia el final de la guerra estaba en el búnker de la Cancillería, el 30 de abril de 1945.

Durante años se especuló que Bormann había escapado de Alemania. Hubo varias versiones de que se fugó a Sudamérica, ya que tras el fin de la guerra, Argentina, Brasil, Chile y Paraguay recibieron a criminales nazis que huyeron de Europa. Sin embargo, se dice que esas versiones fueron falsas.

En Argentina surgió un popular dicho en los años sesenta: “Martin Bormann está vivo y goza de buena salud en Buenos Aires”. Pero nunca hubo pruebas de ello.

Otra historia corrió de boca en boca. Varias personas dijeron haberlo visto por el sur de Chile con el nombre de Juan Keller Keller, presentando documentación que lo acreditaba como chileno.

No obstante, el 7 de diciembre de 1972 los obreros de una construcción berlinesa encontraron los restos de dos esqueletos. Uno era de Bormann. La policía interrogó al dentista que lo atendía y reconoció las coronas que le había puesto.

Hacia 1999, su familia pidió que se le realizaran pruebas de ADN a los restos encontrados en Berlín, y el hecho se confirmó. Así terminó el misterio de este nazi, pero muchos aún no están convencidos.

Otro programa de la serie es El asesino de Malmedy. Se trata de Joachim Peiper y su cruel séquito de criminales de las Waffen-SS de la división Leibstandarte Adolf Hitler. El 17 de diciembre de 1944, las unidades de Peiper mataron a 84 prisioneros de guerra estadunidenses en el cruce de Baugnez, cerca de la ciudad de Malmedy.

En total, ese grupo fue responsable de la muerte de 362 prisioneros de guerra y 111 civiles, incluyendo mujeres y niños.

Todos los documentales de Cazadores de nazis ofrecen archivos novedosos, por eso llama la atención.

Comentarios