Van a Los Pinos, Cué, Beltrones y Duarte

martes, 13 de julio de 2010

MÉXICO, DF, 13 de julio (apro).- El presidente Felipe Calderón continuó hoy con el desahogo de una agenda de trabajo privada mediante la cual pretende unificar a las fuerzas políticas –sobre todo a las opositoras-- en torno a lo que dentro de su gobierno han denominado “una reforma con visión de Estado”.
Este martes visitaron la residencia oficial de Los Pinos el gobernador electo de Oaxaca, Gabino Cué, así como su similar de Chihuahua, César Duarte, y el coordinador del Partido Revolucionario Institucional (PRI) en el Senado, Manlio Fabio Beltrones.
Luego de salir de Los Pinos, entrevistado vía telefónica, Gabino Cué dijo que sí hay posibilidades de una cooperación institucional y de trabajo con la Presidencia.
Cué habría externado además su preocupación por los problemas sociales en Oaxaca. “Me fue muy bien y me deseó suerte”, comentó quien fuera candidato de una alianza opositora conformada por PAN-PRD-PT y Convergencia.
Por otra parte, la Presidencia emitió un comunicado en el cual se aseguró que en esas entrevistas “se intercambiaron puntos de vista sobre diferentes temas de la agenda nacional”.
Calderón refrendó la voluntad de su gobierno por escuchar las propuestas de los gobernadores entrantes, así como de los futuros alcaldes, sobre una mayor coordinación en el combate al crimen organizado.
Por la tarde, Calderón sostuvo una reunión de trabajo, también en la residencia oficial de Los Pinos, con el priista Manlio Fabio Beltrones.
Durante el encuentro, el mandatario refrendó la disposición de su gobierno para mantener un diálogo constructivo con los legisladores el cual permita actualizar el marco legal en el contexto de un régimen democrático, de acuerdo con un boletín.
“El presidente Calderón reiteró su voluntad de escuchar las propuestas de todos los actores políticos, con el fin de fortalecer una estrategia de Estado a favor de la seguridad de las familias y que cierre, con la corresponsabilidad de las distintas autoridades y la participación de la sociedad, espacios a la impunidad y a las actividades de la delincuencia organizada”, se puntualizó en el comunicado.
La Presidencia también informó que Calderón sostuvo esta mañana una reunión de trabajo con el gobernador electo de Chihuahua, el priista César Horacio Duarte Jáquez.
El mandatario estatal electo “expresó su lealtad institucional al presidente de la República, el interés de sumarse al diálogo y el esfuerzo por la seguridad pública al que ha convocado el Ejecutivo federal, así como de fortalecer, en coordinación con la Federación, las instituciones del estado de Chihuahua".
En un boletín, se precisó que durante el encuentro Calderón y Duarte coincidieron en que, una vez concluido el proceso electoral del 4 de julio, es necesario sumar esfuerzos y voluntades para hacer frente a los principales retos del país y del estado de Chihuahua, especialmente el problema de inseguridad.
“El presidente Calderón dijo que el combate al crimen organizado es una tarea de los tres órdenes de gobierno, las instancias legislativas y judiciales, entre otros actores sociales, por lo que toda autoridad debe desempeñarse con total compromiso en el marco de la corresponsabilidad”, se agregó.
Por su parte, César Duarte habría planteado modificaciones en la estrategia para Ciudad Juárez.

mav
-fin de texto-

EOF

Comentarios