Fotoperiodista mantiene ayuno por presuntos abusos de agentes del INM

viernes, 23 de julio de 2010

MÉXICO, DF, 23 de julio (apro).- Sin acuerdos, concluyó hoy la reunión entre funcionarios del Instituto Nacional de Migración y el fotoperiodista Irineo Mújica Arzate, quien mantiene una huelga de hambre frente a las oficinas del INM de Puebla, en repudio de presuntos abusos de agentes de esa dependencia.

En escueto comunicado, el INM  informó que Mújica Arzate, junto con Juan de Dios García Davish, decidieron abandonar unilateralmente la mesa de negociación, pese “al interés del instituto de mantener el diálogo y atender sus preocupaciones por las vías institucionales”.

Mújica Arzate es un fotoperiodista freelance especializado en el tema de los inmigrantes centroamericanos que cruzan el país para intentar llegar a Estados Unidos y que, en México, frecuentemente son asaltados, secuestrados y hasta asesinados por el crimen organizado y por autoridades de los tres niveles de gobierno.

El pasado viernes 16, Mújica Arzate viajaba en tren y, en Soltepec, Puebla, le tocó presenciar –según denunció– un operativo del INM contra indocumentados.

En la acción, los agentes migratorios lo golpearon y el fotógrafo perdió su equipo y dinero. Como reclamó sus pertenencias y no se las entregaron, decidió el sábado, un día después de la agresión, iniciar una huelga de hambre en frente de la estación migratoria de Puebla.

Irineo Mújica se encadenó de un poste afuera de la estación del INM para protestar, y ahí fue detenido por la Policía Municipal, que lo llevó a un juzgado calificador, en donde se determinó que no había delito que perseguir.

Conforme al comunicado de la Segob, el día de hoy funcionarios del INM se reunieron con Mújica Arzate y García Davish en la estación migratoria de la ciudad de Puebla para escuchar sus reclamos por el operativo.

En el encuentro participaron funcionarios del INM y representantes de la Unidad para la Promoción y Defensa de los Derechos Humanos de la Segob, CNDH, Pastoral de la Movilidad Humana, Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH), así como elementos de la Policía Municipal de la ciudad de Puebla.

Durante el encuentro se ratificó el compromiso de la autoridad migratoria, a efecto de colaborar con las autoridades de procuración de justicia en la investigación de la denuncia presentada por Irineo Mújica.

 Asimismo, el INM se comprometió a atender cualquier recomendación que emita la Comisión Nacional de Derechos Humanos, a fin de coadyuvar en el esclarecimiento de los hechos registrados durante el operativo realizado en las inmediaciones del municipio de Soltepec.

Sin embargo, el INM informó que Mújica Arzate y Juan de Dios García Davish decidieron abandonar la mesa de negociación. No obstante, las autoridades migratorias advirtieron que cualquier abuso de autoridad será sancionado de conformidad con las disposiciones jurídicas aplicables.

Comentarios