Detienen a titular de Seguridad de Juárez, NL, por "narcofosas"

viernes, 30 de julio de 2010

MONTERREY, NL, 30 de julio (apro).- El secretario de Seguridad Pública de Juárez, teniente coronel Alberto González Hernández, así como cinco de sus policías, fueron detenidos y presentados ante el Ministerio Público para que declaren en torno al hallazgo de 51 cadáveres en la ‘narcofosa’ encontrada la semana pasada en ese municipio.

La Procuraduría local dio a conocer que el jefe de la policía y los uniformados fueron detenidos en la corporación el jueves por la noche por elementos de la Agencia Estatal de Investigaciones (AEI), apoyados por Seguridad Pública del Estado, Ejército y Policía Federal, integrantes, todos, del Grupo de Reacción Inmediata (GRI).

No fueron dados a conocer los nombres de los uniformados de Juárez.

Interinamente, ocupa el despacho Jesús Lugo, quien hacía trabajo de director de la corporación.

Hasta esta tarde, el funcionario y los cinco efectivos permanecían en el interior de las instalaciones de la AEI.

El operativo que concluyó con su arresto ocurrió a las 19:00 de ayer, en las instalaciones de Seguridad Pública de Juárez, municipio ubicado a 20 kilómetros al oriente de Monterrey.

Hasta ese lugar llegaron elementos del GRI, quienes pasaron lista de asistencia en el cambio de turno y se llevaron a seis uniformados.

Extraoficialmente, se mencionó que presentarían su declaración en torno al hallazgo de las fosas clandestinas que fueron encontradas entre el 22 y 24 de julio en terrenos de la antigua Hacienda Calderón, a un costado del fraccionamiento Las Águilas, de ese municipio.

Ahí fueron exhumados 51 restos de personas que fueron ejecutadas y sepultadas en nueve pozos próximos a un hueco de tierra de unos cien metros de diámetro y diez de profundidad, que sería usado como confinamiento de desechos sólidos y que también se utilizó como fosa clandestina.

Hasta ahora han sido identificados siete de los cuerpos que se conservan en las instalaciones del anfiteatro del Hospital Universitario.

La PGJE reveló ya las causas de fallecimiento de los 51 cadáveres: 18 por contusión profunda de tórax; 15 por asfixia por sofocación; nueve por herida de bala; cinco por contusión en tórax y abdomen; tres por contusión de cráneo, y uno por contusión de tórax y cráneo.

Comentarios