Evacuan población en Nuevo León por riesgo de inundación

martes, 6 de julio de 2010

MONTERREY, N.L., 6 de julio (apro).- Las autoridades de Protección Civil de esta entidad evacuaron hoy a los habitantes del municipio de Anáhuac ante el riesgo inminente del desbordamiento de la presa Venustiano Carranza, ubicada en el vecino estado de Coahuila.

En un comunicado, la Comisión Nacional del Agua (Conagua) informó que la presa Venustiano Carranza, conocida también como “Don Martín”, está ubicada en el municipio de Juárez, Coahuila, 70 kilómetros al poniente de Anáhuac, y que actualmente se encuentra a su máxima capacidad, debido a las torrenciales lluvias que provocó el huracán Alex.

Al menos 16 mil personas, que viven en 4 mil 300 viviendas fueron evacuadas hoy de este municipio ubicado en el extremo norte de la entidad, colindante con Texas, informó la Conagua.

En Anáhuac ya se encuentran dispuestos efectivos del Ejército Mexicano, de Protección Civil y otras autoridades para responder en caso de emergencia.

Algunos pobladores se han desplazado al municipio de Nuevo Laredo, Tamaulipas, que colinda con Anáhuac al oriente. La lluvia ha caído de manera intermitente desde el pasado jueves, pese a que Alex pasó desde el viernes.

En esta localidad han quedado suspendidos temporalmente los movimientos de tráileres que cruzan por el puente internacional Colombia que conecta el municipio nuevoleonés con la ciudad texana de Laredo.

Hasta ahora, las labores han sido preventivas, debido a que la presa, que tiene una capacidad de mil 322 millones de metros cúbicos, subió hasta mil 406 millones, lo que implica el peligro inminente de su desbordamiento.

La vocera de Conagua, Blanca Martínez García, explicó que de las 26 compuertas con las que cuenta el vaso lacustre 12 trabajan actualmente, pero tienen qué ser operadas de manera manual, pues el aguacero ha provocado daños en el sistema eléctrico que controla su movimiento.

Para evitar que la presa se desborde, la Conagua ha tenido que desalojar mil 599 metros cúbicos por segundo, a través de los vertederos para depositarlos sobre el río Salado, en la zona limítrofe de Coahuila y Nuevo León.

Este río ha aumentado peligrosamente su nivel y amenaza también con rebasar su cauce, dijo.

Algunas familias de Anáhuac fueron trasladas a escuelas y edificios públicos habilitados como refugios ubicados en lugares altos.

Tras el paso de Alex, las tres principales presas de Nuevo León: Cerro Prieto, en Linares; La Boca, en Santiago; y El Cuchillo, en China, están entre 100 y 124% de su capacidad. Desde hace dos semanas están desfogándose, aunque constantemente se están rebalsando por escurrimientos que les llegan.

Por si fuera poco, la Secretaría de Gobernación (SG) emitió una declaratoria de desastre natural en 21 municipios de la entidad que sufrieron graves daños tras el paso del huracán Álex.

La dependencia federal informó en un comunicado que la declaratoria es para los municipios de Anáhuac, Apodaca, Cadereyta Jiménez, Cerralvo, China, Ciénaga de Flores, Doctor Coss, General Escobedo y General Treviño.

También para los municipios de Montemorelos, Monterrey, San Nicolás de los Garza, San Pedro Garza García, Santa Catarina, Santiago, Guadalupe, Hualahuises, Linares, Los Aldamas, Los Ramones y Melchor Ocampo.

La SG destacó también que durante la instalación del comité, el estado solicitó de manera inicial y urgente 115 millones de pesos con cargo a la figura de “Apoyos Parciales Inmediatos” del Fonden, a fin de atender los aspectos urgentes.

También se informó que la Comisión Nacional de Agua (Conagua) evalúa 30 municipios más, para que se determine si pueden ser susceptibles de apoyos del Fonden.

Comentarios