"La consagración de la primavera"

lunes, 16 de agosto de 2010

MÉXICO D.F., 4 de agosto (apro).- Continuando con la destacada oferta escénica de Transversales 2010. 13 Encuentro Internacional de Escena Contemporánea, en esta ocasión toca el turno a La consagración de la primavera, del creador español Roger Bernat, basado en la coreografía de Pina Baush, en el cual el protagonista es el público asistente al “espectáculo”.

Los potenciales espectadores, que terminarán siendo actores-bailarines, acceden al espacio vacío del escenario teatral en turno. Previamente les son entregados unos audífonos inalámbricos a través de los cuales, en principio, se escucha una orquesta en proceso de afinación, como en cualquier sala de conciertos antes de la ejecución.

Posteriormente se oye una voz femenina que indica escribir con tiza en los pizarrones, colocados a los costados del escenario, palabras como “bosque”, “colinas”, “amanecer”, etc., que servirán como guía “escenográfica” para las acciones que se suceden enseguida.

La voz mencionada indica a los oyentes correr hacia el bosque, girar en círculo, interpretar algún personaje, tomar un hacha, buscar el amanecer, etc., instrucciones que son recibidas en grupos, es decir, mientras unos bailan, otros muestran temor o abrazan a sus compañeros.

De esta forma se va creando una coreografía en la que quienes esperaban ser espectadores se convierten en hacedores de la obra a través de un ejercicio experimental lúdico, que surge de manera espontánea, sin necesidad de ensayo alguno, teniendo siempre como fondo musical La consagración de la primavera, de Igor Stravinski.

Este trabajo es resultado del taller Hacer Cosas con Personas, impartido por Roger Bernat en Transversales 2009. Tras dos semanas de trabajo con una veintena de alumnos provenientes de diferentes estados de la república, el director español decidió desarrollar el proyecto más allá de lo estrictamente pedagógico para derivar en esta obra.

Como en la pieza de Pina Bausch, en la propuesta de Bernat no hay lugar para los estilizados movimientos de ballet. Los asistentes ejecutan movimientos surgidos de la espontaneidad, de lo que les provoca de manera inmediata la indicación que escuchan en los audífonos; ello le da un particular sentido de autenticidad a este experimento escénico que tiene una duración aproximada de 40 minutos.

Roger Bernat estudió Dirección y Dramaturgia en el Instituto del Teatro de Barcelona, donde se graduó con el Premio Extraordinario 1996. Durante el periodo 1997-2001 fundó y dirigió el Centro de Creación de Teatro y Danza General Eléctrica, con Tomàs Aragay.

Es autor y ha dirigido, entre otras piezas teatrales: 10.000 Kg (Premio Especial de la Crítica 96/97); Confort Domestic (Premio de la Crítica al Texto Dramático 97/98); Álbum, Trilogía 70, con las piezas: Bona Gent, LALALALALA, Amnèsia de Fuga, Tot és perfecte o Das Paradies Experiment

También ha realizado videos e instalaciones como Polar, La Tribu (3 contes patriòtics), Vero o El que sap tothom i ningú no gosa, y Dominio Público (con más de cien actores en escena).

Comentarios