Helen Escobedo en el MAM

lunes, 2 de agosto de 2010

MÉXICO, DF, 28 de julio (apro).- A escala humana, de la artista mexicana Helen Escobedo, es el nombre de la exposición que actualmente se presenta en el Museo de Arte Moderno, a manera de retrospectiva y como homenaje a una de las figuras más destacadas dentro del arte moderno y contemporáneo del país.

Curada por Graciela Schmilchuk, la muestra ofrece el trabajo de la artista, no de manera estrictamente cronológica, sino más que nada una revisión articulada y completa que Escobedo ha venido realizando desde el último tercio del siglo XX hasta nuestros días.

A escala humana da un panorama que permite conocer y adentrarse a sus propuestas como dibujante, escultora, colaboradora en proyectos arquitectónicos y artista conceptual, que definitivamente han marcado el arte en el país.

Su trayectoria sorprende por la capacidad y libertad para adentrase de manera arriesgada y continua a los innumerables caminos que la creación y la conciencia, tanto artística como ambiental, la han guiando; presentando algunos de sus obras, procesos y utopías, desde esculturas figurativas, pasando por maquetas para la escultura monumental, ambiental y arquitectónica, y su interés por los ambientes totales, las instalaciones bidimensionales y tridimensionales, hasta tocar el arte conceptual --concebido desde la perspectiva ecológica, que tiene como principio ofrecer otra mirada para transformar las condiciones dadas de manera duradera.

Prolífica y creativa, el trabajo de la artista es difícilmente abarcable en una sola exposición, por lo que la muestra es una revisión que logra dar el panorama y el archivo de toda su trayectoria; se registra a través de fotografías, videos --donde se ve a la artista reflexionando sobre algunos de sus proyectos--, así como dibujos y esculturas realizados en espacios públicos, como su trabajo de la Ruta de la Amistad y el Espacio Escultórico compartido con Mathias Goeritz y muchos otros escultores.

La exhibición ha sido dividida por núcleos de investigación, donde se imprimen sus tendencias geométricas y sus aplicaciones en distintas disciplinas.

Reconocer y conocer su trabajo es seguramente una importante tarea para retomar lo que su incansable creatividad le ha llevado de manera muy particular a mirar el arte como conciencia, movimiento, estética, todo sin solemnidad, pero sí con un compromiso enriquecedor.

Permanecerá abierta hasta el mes de septiembre. El MAM se encuentra ubicado en Reforma y Gandhi, Chapultepec, colonia Polanco (Metro Chapultepec).

Comentarios