Matthew deja siete muertos y 20 mil damnificados

lunes, 27 de septiembre de 2010

MÉXICO, D.F., 27 de septiembre (apro).- Tras 48 horas de lluvias continuas, la depresión tropical Matthew dejó a su paso una estela de muerte y destrucción, provocando severas de inundaciones y cuantiosos daños en los estados de Chiapas, Oaxaca y Tabasco.
De acuerdo con reportes oficiales de las tres entidades, siete personas murieron y casi 20 mil resultaron damnificadas, mientras que bastas zonas se mantienen incomunicadas por derrumbes en carreteras y desbordamiento de ríos.
En Chiapas, se reportaron deslaves y derrumbes en 11 municipios de las zonas Altos, Frontera y Selva, donde siete personas perdieron la vida, media docena están desparecidos, unas 1000 casas resultaron inundadas y más de cuatro mil personas resultaron afectadas.
     Mientras tanto, en el estado de Oaxaca, Matthew dejó incomunicadas a más de 10 mil personas de 22 municipios de las regiones de la Cañada y del Istmo de Tehuantepec, así como afectaciones en más de 500 viviendas en la costa y derrumbes en carreteras, así lo dio a conocer el jefe operativo del Instituto Estatal de Protección Civil, César Narváez Jarquín.
En Tabasco, los remanentes de la depresión tropical afectaron poblaciones en la región de la sierra de Tabasco, en los límites con Chiapas, donde la crecida de tres ríos dejó alrededor de cinco mil personas damnificadas.
    En Chiapas, en las últimas 12 horas se han registrado el desbordamiento de dos ríos, La Virgen y el Chulá, en Ocosingo y Yajalón, donde dos personas, un hombre y una mujer, murieron ahogados; se reportó el desgajamiento de un cerro que provocó la muerte de dos personas, mientras que en Chilón elementos del Ejército recogieron los tres cuerpos de los fallecidos. Otro muerto se reportó en Tuxtla Gutiérrez; la víctima era un indigente que pretendió cruzar el río Sabinal, que atraviesa la ciudad.
     De última hora se supo que una camioneta Nissan de transporte rural intentó cruzar un arroyo en el ejido Jacinto Tirado, municipio de Cintalapa, pero el conductor no pudo controlar la unidad ante la fuerza del agua que lo arrastró corriente abajo.
     Del grupo de 10 personas que iban a bordo de la unidad, sólo tres no lograron salir del agua y permanecen en calidad de desaparecidos: son una mujer adulta y su pequeña hija de 10 años originarios de Jacinto Tirado y otro menor de 12 años, originario de la comunidad Emiliano Zapata.
En Oaxaca, el jefe operativo del Instituto Estatal de Protección Civil, César Narváez Jarquín, informó que en el Istmo de Tehunatepec, se desbordó el río Espíritu Santo, razón por la que los municipios de Unión Hidalgo, Chicapa de Castro y San Dionisio del Mar se encuentran incomunicados, mientras que región de la Cañada particularmente en la zona mazateca se encuentran incomunicados vía terrestre 19 municipios debido a que colpasó la carretera Teotitlán de Flores Magón-Huautla de Jiménez.
En igual circunstancias se encuentra la carretera Ixtlán de Juárez-Cerro Pelón, la carretera federal 200 que comunica a Huatulco con Puerto Escondido, así como en vía Oaxaca-Xoxocotlán.
Recordó que a la fecha, el temporal ha dejado por lo menos 200 mil personas afectadas, 13 muertos, dos desaparecidos en 149 municipios del estado de Oaxaca.
    Mientras tanto, en Tabasco, las lluvias remanentes de la depresión tropical Matthew afectaron poblaciones en la región de La Sierra de Tabasco, en los límites con Chiapas, donde la crecida de tres ríos dejó alrededor de cinco mil personas damnificadas.
     En menos de 24 horas, ríos como el Tacotalpa subieron 8 metros y medio, inundando Villa Tapijulapa --recién declarada Pueblo Mágico--, donde el agua alcanzó hasta dos metros de altura el domingo; dañó 200 viviendas y tiró un puente colgante que llevaba a la comunidad de Caridad Guerrero, dejando incomunicados a los habitantes.
     Los poblados afectados este domingo no habían resentido mucho las lluvias de las últimas semanas y las autoridades no emitieron ninguna alerta por la posibilidad de precipitaciones fuertes en la zona, lluvias que la Conagua esperaba para la región de Los Ríos, en la frontera con Guatemala.
    Por otra parte, Nuevo León, las lluvias que durante toda la semana pasada afectaron el área metropolitana de Monterrey han provocado deslaves y derrumbes en exclusivos complejos habitacionales construidos en los cerros.
El domingo a las 4 de la tarde se reportó un desgajamiento en las torres de departamentos 1 y 2 del Complejo Santa Fe, sobre la calle Roberto J. Cantú en la colonia Doctores, edificada en la ladera del Cerro de la Loma Larga, al sur de la zona citadina regiomontana.
Toneladas de tierra y roca se precipitaron cerro abajo a la parte del estacionamiento subterráneo ubicado en la parte posterior del complejo habitacional, lo que ocasionó daños en por lo menos diez coches.
Algunas columnas que sostienen la construcción también presentaron cuarteadoras y agrietamientos. (Con información de Isaín Mandujano, Pedro Matías, Armando Guzmán y Luciano Campos Garza, corresponsales).

Comentarios