Cae en Tijuana operador de "la Familia"; en Edomex, el líder de "Los Paredes"

miércoles, 12 de enero de 2011

MÉXICO, D.F., 12 de enero (apro).- En hechos por separado, elementos del Ejército y de la Policía Federal detuvieron a dos importantes operadores de “La Familia Michoacana” y del grupo delictivo denominado “Los Paredes”.
    En Tijuana, Baja California, militares aprehendieron a Rigoberto Andrade Rentería, El Rigo, operador de “La Familia Michoacana”, y a dos de sus colaboradores: David Bustos Aguilar y Raúl Franco López, El Papayo.
    En un comunicado, la Secretaría de la Defensa Nacional afirmó que durante la detención de los tres presuntos narcotraficantes, elementos del Ejército les decomisaron 26 mil 800 kilos de droga sintética conocida como “crystal”, una pistola calibre 9 milímetros, 44 cartuchos del mismo calibre, un vehículo y 820 dólares americanos.
    De acuerdo con la dependencia, Rigoberto Andrade Rentería (por quien la PGR ofrecía 5 millones de pesos por información que diera con su captura) es hermano de Ignacio, El Cenizo, lugarteniente de “La Familia”, quien se encuentra bajo las órdenes directas de J. Jesús Méndez Vargas, El Chango, quien lidera la organización criminal, junto con Servando Gómez Martínez, La Tuta.
    En el estado de México, elementos de la Policía Federal detuvieron ayer a Marco Antonio Paredes Machado o Héctor Ariel Rosas Ugalde, identificado como líder del grupo delictivo “Los Paredes”, al servicio del cártel de Sinaloa.
En un comunicado, la Secretaría de Seguridad Pública señaló que Paredes Machado o Rosas Ugalde controlaba el trasiego de droga hacia Estados Unidos, operando en Agua Prieta, Sonora, así como en el Distrito Federal.
Según la dependencia, el aseguramiento del presunto capo se dio en cumplimiento a la orden de detención provisional con fines de extradición internacional girada por la autoridad judicial en octubre de 2010, por delitos contra la salud.
Paredes fue capturado en compañía de su pareja sentimental, identificada como Rosa Icela Ponce Valencia.
En sus primeras declaraciones, el jefe de “Los Paredes” refirió que tras un atentado contra su familia, en mayo de 2004, en el que murieron tres de sus hermanos, cambió su lugar de residencia a la Ciudad de México, desde donde presuntamente administraba negocios con recursos de procedencia ilícita.
Desde 1986, el grupo delictivo, al servicio del cártel de Sinaloa,  introducía de dos a tres toneladas de mariguana mensualmente hacia Estados Unidos, lo que según Paredes Machado le permitió conocer a Joaquín Guzmán Loera, El Chapo Guzmán; Héctor Beltrán Leyva, El H, y a Amado Carrillo Fuentes y Arturo Beltrán Leyva, El Barbas.