Fracaso de lucha antinarco limita libertad en México: Freedom House

jueves, 13 de enero de 2011

WASHINGTON, 13 de enero (apro).- Como consecuencia del fracaso del gobierno de Felipe Calderón para contener el ambiente de inseguridad civil que ha generado la narcoviolencia, México perdió el estatus de nación con plenas libertades civiles para convertirse en un país de “libertades parciales”, de acuerdo con el reporte anual de la organización Freedom House.
“La incapacidad del gobierno mexicano para proteger del crimen organizado a ciudadanos, funcionarios públicos y a periodistas, causó que cayera el estatus de México de ser un país libre, a uno parcialmente libre”, señala Freedom House en un reporte anual respecto al estado de las libertades y democracias en el mundo durante el 2010.
La pérdida de libertades en México fue destacada como un caso notable por la organización no gubernamental durante la conferencia de prensa que ésta ofreció para hacer público el informe.
“Es doloroso el declive de libertad en México después de que durante el sexenio de Vicente Fox, y el actual del presidente Felipe Calderón, el país avanzó en términos del fortalecimiento de sus instituciones democráticas”, apuntó David Kramer, director ejecutivo de Freedom House durante la difusión de su reporte titulado Libertad en el mundo 2011: el reto del autoritarismo a la democracia.
La ONG, que desde 1972 lleva a cabo evaluaciones sobre la calidad de las libertades civiles y de la democracia en los países del planeta, lamentó que el caso de México sea una de las pérdidas más notables.
“La violencia generada por el narcotráfico ha impactado notablemente a los ciudadanos, a los empresarios y a los pequeños empresarios locales, además de intimidar a la prensa; por ello el país pasa a ser una nación parcialmente libre después de haber estado considerada como totalmente libre”, agregó Kramer.
México, agregó, también perdió terreno en materia de los derechos políticos.
Asimismo, México --según el balance de Freedom House--, país que se encontraba en el segundo lugar respecto de su calidad de derechos políticos, ahora cayó el tercer puesto debido a la ola de violencia desatada en 2010.
En términos globales, la ONG destacó que por quinto año consecutivo la libertad sufrió un declive, tomando en cuenta que durante el 2010 los derechos políticos y las libertades civiles sufrieron fuertes reveses.
En su evaluación mundial, Freedom House informó que durante el año pasado al menos 25 países registraron declives significativos en materia de libertades civiles.
“El número de naciones designadas como libres en 2010 retrocedió de 89 a 87, y la cifra de democracias electorales pasó de 123 a 115”, destaca el reporte de Freedom House.