Catean bar ligado a "La Barbie" en el DF; detienen a 35

lunes, 10 de octubre de 2011
MÉXICO, D.F., (apro).- Elementos de la Policía Federal detuvieron a 35 personas en el bar Dobby, cuyo dueño, George Khoury, es identificado como cercano a Edgar Valdés Villareal, La Barbie. Tras atender una llamada anónima que alertaba sobre la venta de metanfetaminas y cocaína, y almacenamiento de armas de fuego, un juez federal giró una orden de cateo para inspeccionar el inmueble ubicado en el número 138 de la calle Vito Alessio Robles, colonia Florida, delegación Álvaro Obregón. En el operativo, que inició a las 04:00 horas del pasado domingo 9, participó un grupo de 70 federales, quienes arribaron al lugar junto con seis ministerios públicos federales adscritos al Centro de Operaciones Estratégicas de la Procuraduría General de la República (PGR). Durante 13 horas se realizaron revisiones e interrogatorios a los empleados y comensales del bar Dobby, localizado muy cerca del Bar Bar, donde en enero de 2010 fue atacado el futbolista paraguayo Salvador Cabañas. Minutos después de las 17:00 horas de ayer, personal de la PGR salió del lugar con 28 hombres y siete mujeres que fueron trasladados en un camión blindado y una camioneta a la Unidad Mixta de Atención al Narcomenudeo. George Khoury Layón se encuentra recluido actualmente en un penal federal en Tepic, Nayarit, por su presunta vinculación con los hermanos Beltrán Leyva. Su detención ocurrió en 2006, luego de que las autoridades capitalinas aprehendieron al secuestrador César Freyre Morales, presunto secuestrador y asesino de Hugo Wallace Miranda. Cuando fue detenido aseguró que recibía órdenes del “junior” de Polanco.  Khoury también es señalado como “pistolero” de Ben Sutchi, un defraudador y homicida detenido por la INTERPOL, y desde hace dos años Israel pidió su detención a las autoridades mexicanas. Además, la Unidad Especializada en Delincuencia Organizada lo acusa de haber sido el enlace entre La Barbie y tres agentes de la Policía Judicial capitalina, supuestamente contratados para asesinar, hace dos años, al comisario de la Policía Federal, Armando Espinoza, según se asienta en el expediente SIEDO/UEITA/112 /2009.

Comentarios