Crean en San Lázaro grupo para investigar casinos

martes, 11 de octubre de 2011
México, D.F. (apro).- Los partidos Revolucionario Institucional y Verde Ecologista propusieron este martes la creación de “un grupo de trabajo” para investigar los permisos otorgados a casinos. El acuerdo fue avalado por la mayoría del pleno, aunque en un primer momento se intentó “dejar fuera” a la legisladora que ha llevado el caso desde mayo pasado, la perredista Lizbeth García. Luego de mes y medio de ocurrido el incendio en el casino Royale de Monterrey, que provocó la muerte de 52 civiles, la Cámara de Diputados determinó crear “un grupo de trabajo” –no una “comisión especial”– que se encargará de indagar bajo qué reglas y por qué se otorgaron 25 permisos a diversas empresas, y por qué se permitió la ampliación en los centros de apuestas. La propuesta surgió como una medida para neutralizar el trabajo que desde mayo pasado realiza la diputada Lizbeth García Coronado, quien el 19 del mismo mes denunció ante la Procuraduría General de la República (PGR) la existencia de casinos sin permiso y el juego irregular de cartas, ruleta y dados, prohibidos por la ley. En entrevista, García Coronado detalló que luego de que presentó la denuncia, la Comisión de Turismo, a la que pertenece, acordó formar “un grupo de trabajo” que se encargaría no sólo de entrevistarse con permisionarios, sino también de revisar el funcionamiento de los casinos. De hecho, la legisladora ya ha tenido varios encuentros con permisionarios y autoridades federales. No obstante, dado que la Secretaría de Gobernación se ha negado sistemáticamente a acudir a las reuniones con los legisladores, la diputada propuso un punto de acuerdo a través del cual solicita la clausura de todos los centros de apuestas para que, a partir de ahí, las autoridades revisen sus permisos y las medidas de protección civil con que cuentan. El pasado jueves 6 se acordó incluir el punto de acuerdo, pero debido al debate sobre la elección de los nuevos consejeros electorales, el tema se pospuso para este martes, por lo que la Junta de Coordinación Política --instancia que autoriza y remite a la Mesa Directiva los temas a discutir en la sesión ordinaria del pleno-- debía someterlo a discusión. Sin embargo, cuando el PRD hizo la propuesta, PRI y PVEM lo rechazaron bajo el argumento de que el Poder Legislativo no puede exhortar a la Secretaría de Gobernación a cumplir con la ley, ya que esa es su obligación. En todo caso, dijeron, aprobarían que el punto se enviara a la Comisión de Turismo para que sea revisado y, en un tiempo no previsto, discutirlo en el pleno de sesiones. A cambio, los coordinadores parlamentarios del Revolucionario Institucional y el Verde Ecologista propusieron la creación de “un grupo de trabajo”, pese a que ya existe uno, comentó la diputada del PRD. Inicialmente el acuerdo contemplaba que al grupo de trabajo se unirían sólo los legisladores de las comisiones de la Función Pública y de Gobernación, pero debido a las presiones del PRD se aceptó que también se incluyera a los integrantes de las comisiones de Turismo, de Justicia y de Trabajo y Previsión Social. Además, cada una de las comisiones lanzará “la convocatoria” para la integración del “grupo de trabajo” y los coordinadores de partido propondrán, cada uno, a un participante. Según la legisladora, PRI y PVEM también pretendían que dicho grupo lo dirigiera un solo partido, sin embargo lograron que la dirección sea rotativa, cada dos meses y en orden decreciente, “de acuerdo a la representación del grupo parlamentario”. Es decir que el primero que encabezaría el grupo sería el PRI, luego el PAN y después el PRD, al que seguirían PVEM, PT, Convergencia y, finalmente, Nueva Alianza. De acuerdo con la propuesta, el grupo de trabajo “no contará con recursos técnicos, administrativos o financieros para el desarrollo de sus actividades”, y presentará de manera mensual un informe de actividades ante el pleno, además de que las decisiones se tomarán por consenso o, en su caso, por mayoría mediante voto ponderado. Luego de que el pleno aprobó la creación del “grupo de trabajo”, la diputada Lisbeth García pidió la palabra. Espero, dijo, “que el grupo pueda trabajar y lograr el cierre de todos estos establecimientos que operan de manera ilegal, ya que hemos visto que Gobernación sigue haciendo caso omiso para dejarlos funcionar. Espero, de igual forma, que se pueda trabajar por la revocación de estos permisos que tuvieron autorizaciones para ampliaciones por parte de jueces que han permitido coludirse con estos empresarios”, puntualizó. Y agregó: “Sin duda, son intereses económicos muy importante que se estarían pisando, pero llamaría a que todos los grupos parlamentarios dejen a un lado y tengan voluntad política para poder trabajar y poder cerrar estos establecimientos”. En entrevista, la legisladora dijo que lo único que buscan el PRI y el PVEM con la creación de este grupo de trabajo “es distraer en los temas que ya hemos avanzado, como las denuncias ante la PGR”. Se trata, añadió, de frenar el trabajo ya realizado desde el mes de mayo, porque ahí están metidos de varios partidos.

Comentarios