México, tan violento como un país en conflicto: Small Arms Survey

jueves, 27 de octubre de 2011
MÉXICO, D.F. (apro).- El informe denominado “Carga Global de la Violencia Armada” reveló que México es un claro ejemplo de que “el nivel de violencia armada en algunos países exentos de conflictos se asemejan a los de las zonas en conflicto”. Al presentar el documento, realizado por la organización Small Arms Survey, el experto en armas y violencia armada, Keith Krause, aseguró que “la victimización es mucho más alta en zonas del norte de México que en muchas zonas de guerra”, y consideró que sólo se encuentra un denominador común para explicar las causas de esa violencia: el subdesarrollo económico y la desigualdad social. De acuerdo con el texto, la tasa de muertes violentas en el país se elevó en 2009 a 18.4 por cada 100 mil habitantes, mientras que en Ciudad Juárez, Chihuahua, alcanzó 170.4 por cada 100 mil habitantes en el mismo año, es decir una tasa 20 veces por encima de la media mundial. El informe, reproducido por la agencia EFE, hace hincapié en que “la violencia letal se caracteriza por una desigualdad de distribución no sólo entre países, sino además dentro de un mismo país”. Asimismo, apunta que las guerras sólo causan alrededor de 10% de las muertes violentas en el mundo, y cifra en 526 mil las personas que fallecen violentamente cada año. De ese total de muertes, detalla, sólo 55 mil se producen en el contexto de conflictos armados declarados o como consecuencia de acciones terroristas. Sobre las armas incautadas a los cárteles de la droga mexicanos, el informe señala que muchas de ellas no cruzaron por la frontera de Estados Unidos, por lo que el crimen organizado podría estar recibiendo su arsenal de manos de fuentes oficiales. “Las incautaciones, las fotografías y otras cosas sugieren que hay algunas cantidades significativas de armas de tipo militar –granadas, incluso lanzamisiles y cosas así– en manos de los cárteles de la droga que no cruzan por la frontera estadunidense”, afirmó Krause. Estas armas, dijo, “probablemente vienen de excedentes de existencias en lugares como Guatemala y quizá, quién sabe, incluso son filtradas desde otras fuentes oficiales en el propio México”. Krause destacó que 80% de las armas de los cárteles mexicanos provienen de Estados Unidos, sin embargo no está claro de “dónde vienen las otras armas que se incautan y aquí la información de alguna manera no es concluyente”. El experto aclaró que no tiene evidencias para considerar un hecho probado que los narcos obtengan armas de fuentes oficiales, pero recordó que el trasvase de arsenales estatales a grupos armados ha ocurrido siempre en situaciones como la que vive hoy México. “Esto ha ocurrido siempre en estos contextos y tiene todo el sentido. Si eres un grupo armado en algún lugar de África, la fuente más asequible de armas no es un intermediario del este de Europa, sino lograr el control de los arsenales locales”, explicó.

Comentarios