EU y México protegen al cártel de Sinaloa pero quieren la cabeza de "El Chapo": WP

viernes, 28 de octubre de 2011 · 09:41
Washington (apro) – El diario estadunidense The Washington Post reveló este viernes que “en su desesperación” por “demostrar que es un comandante en jefe ganador”, el gobierno de Felipe Calderón cuenta con por lo menos “tres unidades especiales” dedicadas a atrapar o matar a Joaquín, “El Chapo”, Guzmán Loera. Pero el periódico estadunidense también resalta en su reportaje que “El Chapo” y su organización criminal son los sicarios protegidos del sexenio calderonista, e incluso de Estados Unidos. “Como señal de los esfuerzos intensos, México ahora opera al menos a tres unidades de tiempo completo de captura o asesinato dedicadas a poner fin al reino de Guzmán”, sostiene el Washington Post en un amplio reportaje de primera plana. Citando a “funcionarios con conocimiento directo” de las unidades especiales, el periódico agrega que “los grupos de operaciones especiales” han sido sometidos a la prueba del polígrafo por la Administración Federal Antidrogas (DEA,  por sus siglas en ingles) de los Estados Unidos. El reportaje del Washington Post titulado: “10 años, el señor de las drogas de México sigue eludiendo su captura”, subraya que los tres grupos o unidades especiales están integradas el Ejército, la Marina y la Policía Federal. Fechado en Santiago de los Caballeros, un poblado de la Sierra de Sinaloa, el Washington Post establece que a 10 años de la fuga de “El Chapo” de la prisión de alta seguridad de Puente Grande, “Calderón está desesperado” por capturar al jefe del cártel de Sinaloa por quien Estados Unidos ofrece una recompensa de 5 millones de dólares. Otra razón de la creación de las tres unidades especiales que enfatiza el diario más importante de la capital de Estados Unidos es que Calderón quiere “probarse a sí mismo que es un comandante en jefe ganador, en una guerra contra las drogas crecientemente impopular que le puede costar la presidencia a su partido (PAN)”. El Washington Post establece que Calderón “demanda” acabar con “El Chapo” antes que termine su sexenio. El reportaje indica que “Calderón y sus principales funcionarios de seguridad nacional” sostienen que en los últimos dos años en varias ocasiones han estado a una o dos horas de detener al “Chapo”. “Pese a dichas aseveraciones”, puntualiza el Washington Post, uno de los periódicos más influyentes de la Unión Americana, “Calderón ha sido perseguido por la percepción entre muchos mexicanos, de que su gobierno; pero de manera especial el Ejercito, han sido muy complacientes con el cártel de Guzmán, o que incluso le están ayudando al combatir más a sus rivales, “Los Zetas”, destaca el artículo del Washington Post. Como parte de las teorías de por qué “El Chapo” no ha sido capturado a diez años de su fuga de Puente Grande, el rotativo capitalino cita el caso de Jesús Vicente Zambada Niebla “El Vicentillo”, hijo de Ismael, “El Mayo”, Zambada García, lugarteniente de “El Chapo”, quien denuncia que además del gobierno de México, el de Estados Unidos también protege al cártel de Sinaloa. “El joven Zambada, quien enfrenta cargos federales por tráfico de drogas en Chicago, asegura que funcionarios de la DEA le han echado la mano al cartel de Sinaloa para traficar narcóticos, a cambio de información sobre sus rivales”, remata el Washington Post.