Paquete bomba dirigido al procurador del DF llega a la PGR

lunes, 28 de noviembre de 2011
MÉXICO, D.F. (apro).- Un paquete con pólvora y “conexiones de algún tipo” que debía llegar a manos del procurador general de Justicia del Distrito Federal, Miguel Ángel Mancera, fue enviado por equivocación a la responsable de la Procuraduría General de la República (PGR), Marisela Morales. Entrevistado después del Informe del Tribunal Superior de Justicia del Distrito Federal, Mancera confirmó que el paquete iba dirigido a él, pero por una “confusión” no llegó a sus manos, sino a la oficina de la procuradora general, Maricela Morales. El viernes pasado, a través de un comunicado difundido en internet, el grupo denominado “Núcleo Insurrecto Sola-Baleno de las CARI-PGG” se adjudicó el fallido atentado. El grupo dio a conocer que “en las semanas del 1 al 15 de noviembre” envió un “paquete explosivo a las oficinas generales de la PGR”. Su destinatario, el procurador Miguel Ángel Mancera. Aunque el grupo rebelde de orientación anarquista no precisó se trató de una equivocación o si fue deliberado que enviara el paquete a la PGR pero dirigido al procurador capitalino. De acuerdo con el grupo, el paquete “estaba compuesto por un tubo de metal galvanizado, dinamita, un foco de 2.5 volts, cerillos, cables, una batería de 9 volts, y metralla”; y el objetivo era: “lesionar las cabezas o aparentes cabezas del sistema policial”. Hoy, el procurador confirmó el envío. No obstante, dijo, el paquete llegó a las oficinas de la procuradora Marisela Morales, y no a las de él, en la PGJDF. La propia Morales Ibáñez informó a Mancera del paquete y su contenido. Consideró que fue una confusión que el grupo señalara en el comunicado difundido en la página electrónica “Liberación Total” que el artefacto iba dirigido a su persona y lo enviara a la PGR. El explosivo “se envió a la PGR cuando el destinatario era yo”, reveló el procurador, quien dejó en claro que amenazas de ese tipo no interrumpirán su trabajo al frente de la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal. Este es el segundo atentado fallido que ocurre en menos de 48 horas. El pasado fin de semana, otro grupo también hizo llegar un paquete bomba al cardenal Norberto Rivera Carrera. Antes de que el paquete bomba llegara a sus manos, personal de la Arquidiócesis Primada de México lo revisó y al notar algo extraño optó mejor por reportarlo a las autoridades que descubrieron que en el interior del paquete había pólvora y algunos cables.

Comentarios