Crimen organizado cobra la vida de ocho personas

miércoles, 14 de diciembre de 2011
MÉXICO, D.F. (apro).- La ola violenta que azota al país dejó al menos ocho muertos en Coahuila, Durango, Sinaloa y el Distrito Federal. En Coahuila, las autoridades policiales reportaron la muerte de cuatro presuntos delincuentes, durante un enfrentamiento con militares ocurrido en Piedras Negras. Alrededor de las 15:00 horas se emitieron varios reportes, a través de las redes sociales, sobre disparos de arma de fuego en diversas colonias del sur de la ciudad. Los enfrentamientos fueron reportados en Las Palmas, Real del Norte, Nueva Americana y el bulevar Venustiano Carranza, mientras elementos del Ejército perseguían a un grupo de hombres armados. Fuentes de la Fiscalía General del Estado confirmaron que agentes del Ministerio Público del fuero común y peritos de la propia dependencia participaron en el levantamiento de cuatro cadáveres, todos ellos de presuntos criminales, uno de los cuales fue abatido a bordo de una camioneta Ford roja, en la colonia Las Palmas. Durante la persecución, una unidad del Ejército volcó en el bulevar Venustiano Carranza, lo que ocasionó que cuatro militares resultaran lesionados. En Durango los cuerpos de una pareja de jóvenes fueron localizados en el municipio de Mezquital, con varios disparos de arma de fuego en el tórax, según información de Servicio Médico Forense. Las personas fallecidas fueron identificadas como Adelina Santillán Santillán, de 19 años, y José Juan Reyes García, de 20. Ambos cadáveres estaban en el interior de una vivienda, propiedad del joven fallecido, en la región indígena de La Guajolota. En Sinaloa, grupos rivales se enfrentaron a balazos esta mañana en calles del centro de la ciudad de Guamúchil, con un saldo parcial de un hombre muerto y dos mujeres heridas. De acuerdo con un reporte de la Procuraduría General de Justicia del estado (PGJE), el tiroteo se registró entre las 03:30 y 05:00 horas. En el enfrentamiento se utilizaron armas de grueso calibre tipo Barret, AK-47, R-15 y 9 milímetros, que dañaron cuatro viviendas y al menos cinco vehículos que se encontraban estacionados en la zona. Las primeras indagaciones apuntan que el enfrentamiento inició en la casa marcada con el número 86 de la calle Uruguay y Julián Saldaña, de la colonia La Gloria, hasta donde arribaron varios sujetos en al menos 10 vehículos y comenzaron a disparar. En la balacera, un hombre perdió la vida. Las balas alcanzaron cuatro viviendas aledañas, en una de las cuales una jovencita que dormía en su recámara, a la orilla de la calle, recibió dos impactos de bala, por lo que de inmediato fue trasladada a un hospital para su atención médica. En la capital de la República, un hombre fue ejecutado a balazos cuando descendía de su auto para dirigirse a un gimnasio de la colonia Vallejo, en la delegación Gustavo A. Madero. De acuerdo con informes de la Policía de la Unidad de Protección Ciudadana Tepeyac, Rigoberto Monsalvo, de 38 años, fue interceptado frente al 7G de la calle Schuman, entre las calzadas Guadalupe y Misterios. Por la forma en que fue asesinado, policías presumen que se trató de una venganza, pues la víctima aún conservaba sus pertenencias.