Asesinan a subdelegado de la PGR en Sinaloa

jueves, 15 de diciembre de 2011
MÉXICO, D.F. (apro).- Elementos de la policía ministerial de Sinaloa localizaron el cadáver del subdelegado de Procedimientos Penales de la Procuraduría General de la República (PGR), Esaú Alfredo Vázquez Navarro, de quien no se sabía nada desde el pasado sábado 10, cuando fue “levantado” por un grupo de sujetos armados. El cuerpo del funcionario federal fue encontrado afuera del panteón del municipio de Navolato, atado de manos, con huellas de tortura y varios impactos de bala en distintas partes del cuerpo. Adscrito a la ciudad de Los Mochis, cabecera municipal de Ahome, Vázquez Navarro fue privado de su libertad el sábado 10 por un grupo de hombres armados que lo interceptó mientras circulaba en su automóvil por calles de Culiacán, junto con su esposa –también empleada de la delegación estatal de la PGR–, quien minutos después fue liberada. De acuerdo con personal de Servicios Periciales de la Procuraduría General de Justicia (PGJE), Vázquez Navarro presentaba signos de tortura, además de que estaba atado de las manos con una soga, envuelto en una cobija, y presentaba diversas heridas de bala. En el lugar del hallazgo fueron levantados 53 casquillos percutidos para rifle AK-47, así como un cartucho útil para el mismo fúsil y un casquillo percutido .9 mm. Luego de darse a conocer la muerte de Vázquez Navarro, la PGR designó a Carlos Emilio Herrera Zaragoza como subdelegado en Los Mochis, cargo del cual tomó posesión en la Subdelegación C de Procedimientos Penales. Atentan contra mando policiaco Un comandante de la Policía Municipal de Ahome sufrió un atentado al salir de su domicilio en el fraccionamiento San Fernando de Los Mochis. El jefe policiaco no fue identificado, pero se informó que el ataque ocurrió a las 08:00 horas de hoy, por la calle Felipe Ángeles. El preventivo salió de su casa para subirse a una camioneta Suburban, cuando fue atacado por un comando que le disparó con rifles AK-47. El policía logró repeler la agresión, saliendo con leves heridas en la cabeza, debido a que los balazos reventaron los cristales de la unidad.

Comentarios