"Sin justicia no habrá paz en el país", advierte López Obrador

miércoles, 21 de diciembre de 2011
MÉXICO, D.F. (apro).- El precandidato único de las izquierdas a la Presidencia, Andrés Manuel López Obrador, advirtió que los próximos seis meses serán clave para el futuro del país y saber si remonta la crisis de inseguridad y supera la decadencia. El político tabasqueño advirtió que sólo con justicia se va a poder serenar al país “y eso se debe entender, atender las causas que originaron esta decadencia”. Insistió en que la justicia “conviene a todos, a ricos y a pobres”, pues “si no hay justicia, no habrá paz social en el país”. En Magdalena Contreras, donde encabezó el primer mitin de su cuarto día de giras por las delegaciones del Distrito Federal, el aspirante presidencial dijo que la decadencia en el país es causada por la corrupción. Planteó que “un gobernante honesto tiene autoridad moral para exigir a los demás un recto proceder y, si es un gobierno corrupto, no es respetado por nadie”. Enseguida anunció que reducirá a la mitad los sueldos de los altos funcionarios, “y se van a acabar todos esos privilegios, porque no puede haber gobierno rico con pueblo pobre”. También dijo que las conductas antisociales en el país son consecuencia de la falta de crecimiento económico, y reiteró que priorizará a la gente pobre “sin quitarle a los ricos, no hace falta, es sólo cosa que el presupuesto público se distribuya con justicia para que alcance a todos”. Además, denunció que México padece un retroceso educativo en los últimos años, a pesar de representar uno de los aspectos más importantes para el desarrollo del país. “Hemos retrocedido en estos años en materia educativa porque no se le da la atención a la educación, siendo tan importante para el desarrollo del país, para la democracia”, acusó. Desde hace algún tiempo, agregó López Obrador, se ha establecido en el país la idea de ir privatizando poco a poco la educación pública. Ejemplificó esto con los exámenes de admisión que –dijo– se han utilizado como pretexto para hacer a un lado a quienes quieren estudiar. “Se va a terminar con eso porque es una gran mentira, no es que no pasen los jóvenes el examen de admisión, es que no hay cupo, no hay espacio en escuelas públicas porque no cuentan con presupuesto suficiente, por eso estamos haciendo el compromiso de que todos los jóvenes que quieran ingresar a universidades públicas van a tener su lugar”, ofreció López Obrador en caso de llegar a la Presidencia el próximo año. Asimismo, anunció que de llegar a Los Pinos hará una revisión integral de las condiciones del IMSS y el ISSSTE para evitar, por ejemplo, el desabasto de medicinas o la mala atención. “Vamos a revisar el funcionamiento del IMSS y del ISSSTE porque hay muchos trabajadores y se quejan de que no hay medicinas en el ISSSTE, esto se va a resolver, lo mismo con las citas de las consultas, todo eso lo vamos a resolver”, prometió. “Igual en el Seguro Social, vamos a fortalecer todo lo que tiene que ver con la salud y la seguridad social”, remató.

Comentarios