La DEA empezó a lavar dinero desde 1984, admite EU

viernes, 9 de diciembre de 2011
MÉXICO, D.F., (apro).- El Departamento de Justicia de Estados Unidos admitió hoy que la DEA realiza operaciones encubiertas de lavado de dinero desde el 2004, aunque aclaró que éstas se llevan a cabo con la autorización previa del Congreso. En esos términos se expresó el subprocurador para Asuntos Legislativos Ronald Weich, en una carta enviada al congresista republicano, Darrell Issa, quien el pasado lunes 5 solicitó al gobierno de Barack Obama un reporte puntual sobre tales operaciones. Weich aclaró además que “el Congreso autorizó a la DEA desde 1984 usar fondos presupuestados para realizar operaciones encubiertas y también autorizó a la DEA a depositar ganancias de estas operaciones encubiertas en bancos". El subprocurador explica en la carta que dichas operaciones encubiertas se conocen como "Operaciones Exentas del Procurador General" y que incluso, en las casi tres décadas en que han estado vigentes, han sido reportadas en otras notas de prensa e información oficial. "Las siguientes operaciones encubiertas de lavado de dinero por parte de agencias de aplicación de la Ley de EU, frecuentemente en colaboración con sus contrapartes extranjeras, han sido descritas en detalle en numerosos casos reportados, reportes de prensa y conferencias de prensa en las pasadas tres décadas", específica en su carta. Weich recuerda también al congresista que una de las primeras operaciones de lavado de dinero llevadas a cabo por la DEA fue anunciada públicamente en 1987 por el propio procurador Edwin Messe como Operación Piscis, en la que se lavaron 116 millones de dólares en Panamá, logrando penetrar una red de tráfico de cocaína en Colombia, América del Sur y México. "Después, al anunciar otra operación encubierta de lavado de dinero conducida por el FBI, el procurador general Meese describió que 175 millones fueron lavados como un 'precio pequeño' considerando los resultados logrados en la operación", comentó Weich en su misiva a Issa.

Comentarios