Gobernador de Guerrero premia a sus amigos con cinco notarías

martes, 1 de febrero de 2011

CHILPANCINGO, Gro., 1 de febrero (apro).- El gobernador Zeferino Torreblanca entregará cinco notarías públicas a aspirantes que ya tenían amarrada la patente, debido a que fueron "palomeados" por el Ejecutivo desde mayo pasado.
En octubre pasado, Apro difundió una nota sobre el examen que, por primera vez en 30 años, el gobierno estatal aplicó a 12 aspirantes para ocupar 10  notarías que se encuentran vacantes en la entidad; sin embargo, cinco de esos 12 aspirantes ya tenían asignadas las notarías antes de que se realizara el examen.
De acuerdo con documentos de la Secretaría de Gobierno, entre los cinco “palomeados” por el gobernador se encuentra su asesor en material electoral y expresidente del entonces Consejo Electoral Estatal, Ceferino Cruz Lagunas.
También autorizó a los notarios 2 de Iguala, Leopoldo Parra, y 3 de Chilpancingo, Hugo Pérez Bautista, para que hereden las patentes a sus hijos: Violeta Parra Reynada, extitular de la Fiscalía Especializada para Delitos Electorales en el estado (Fepade), y Hugo Pérez Ruano, respectivamente.
Otra de las beneficiarias incluida en la lista es Samanta Salgado Muñoz, nieta del fallecido notario público 7 de Acapulco, David Muñoz Rosas.
De la lista original de los cinco "palomeados", solo tres de ellos acreditaron el examen aplicado el 14 de octubre: Ceferino Cruz, Hugo Pérez y Samanta Muñoz, aunque desde mayo pasado ya tenían amarrada la patente, y este miércoles 3 tomarán protesta como notarios públicos.
Los dos beneficiarios restantes son Arturo Betancourt Sotelo, exasesor jurídico de la dirección del Registro Público de la Propiedad del gobierno estatal, y Andrés Román Pintos, hijo  del notario 12 de Acapulco, Esteban Román Miranda, según un documento oficial de la Secretaría de Gobierno, donde se convocó a notarios y funcionarios de primer nivel a la toma de protesta de los nuevos notarios, en una ceremonia privada que se realizará en la sala Vicente Guerrero de la sede del Ejecutivo en esta capital.
Desde el 31 de mayo de 2010, Apro publicó que el nombre de los aspirantes “palomeados” figura en los documentos denominados “Solicitud de aspirantes a notarios” (SGG/SP/1992/2010) y “Análisis de la documentación de los aspirantes al ejercicio del notariado (OG/057/2010) que realizó la Subsecretaría de Asuntos Jurídicos de la Secretaría General de Gobierno, donde también destacan los nombres de los beneficiarios.
Ambos oficios señalan que de un total de 89 expedientes, "sólo 12" reunieron los requisitos que exige la ley para participar en el examen de aspirantes al Ejercicio del Notariado, y se le notificó oficialmente a Torreblanca Galindo para que diera su visto bueno sobre las propuestas.
Posteriormente, el 1 de septiembre de 2010, se emitió un acuerdo firmado por el Ejecutivo y el secretario general de Gobierno, Israel Soberanis Nogueda, en el que se oficializa la designación de los 12 aspirantes a notarios, entre ellos el que en ese entonces era asesor del gobernador en materia electoral, así como los hijos y la nieta de los notarios mencionados.
De acuerdo con la fracción sexta del artículo 38 de la Ley de Notariado, los aspirantes a una patente “no deben ser ni haber sido servidores públicos por designación del Ejecutivo del estado o por elección popular durante los últimos tres años inmediatos anteriores a su solicitud de práctica de examen”.
Sin embargo, las autoridades aceptaron la solicitud de Ceferino Cruz Lagunas, presentada el 2 de julio de 2008, pese a que era asesor del gobernador Zeferino Torreblanca.
La difusión de esta información, en octubre pasado, generó diversas reacciones de las autoridades estatales, que evidenciaron otras irregularidades, como el caso del actual subsecretario para asuntos Agrarios, Esaú Tapia, quien recibió una patente en el gobierno de René Juárez, que nunca ejerció, así como el del exnotario 11 de Acapulco, Carlos España Rojas, quien pese a haber sido demandando penalmente por incurrir en "actos irregulares", se ha negado a entregar el Libro de Registro Notarial.
El gobernador Zeferino Torreblanca, en tono molesto rechazó haber “palomeado” a cinco de los 12 aspirantes a una patente notarial que presentaron examen el 14 de octubre, y defendió a su exasesor en material electoral, Ceferino Cruz, bajo el argumento de que “todos cumplen con los requisitos” que marca la Ley de Notariado.
De su lado, el secretario de Gobierno, Israel Soberanis, dijo que la patente que ostenta Esaú Tapia está vigente y, además, vacante, debido a que el actual funcionario estatal no ejerció las funciones de notario durante estos casi seis años.

Comentarios