"¡Carmen sí, Felipe no!" gritan frente a MVS

lunes, 7 de febrero de 2011

México, D.F., 7 de febrero (apro).- Un centenar de personas participaron en un plantón de protesta por el despido de la periodista Carmen Aristegui, a las puertas de MVS Radio, en la avenida Mariano Escobedo, con consignas como  “¡Carmen sí, Felipe no!” y portando cartulinas con el lema “MVS: Aristegui, ¿por renovación de la concesión?”.

La protesta que se prolongó por tres horas recibió el apoyo de los automovilistas que pasaban por la avenida de la colonia Polanco y tocaban el claxon en señal de protesta. Decenas de manifestantes portaban tapabocas con dibujos de cierre, en señal de censura. Otros expresaban su malestar con otros símbolos de mordaza y cartelones de la campaña “¡Ya Basta de Sangre!”.

El excoordinador de la bancada del PRD en San Lázaro, Javier González Garza, fue uno de los primeros en llegar a la manifestación y calificó el despido de Aristegui como “una barbaridad” y “un chantaje de Los Pinos a la empresa, sobre la base de que no le han entregado los refrendos” de las concesiones de radio y de la banda 2.5Ghz.

Cuestionado sobre la actitud presidencial frente a los periodistas críticos, González Garza afirmó que “el problema es el sentimiento de ilegitimidad de Calderón. Es un hecho indignante, que denigra a las propias audiencias”.

Los gritos de “¡boicot, boicot!” a la empresa MVS se generalizaron después de la participación de varios radioescuchas que subrayaron que el noticiario de Carmen Aristegui era el de mayor credibilidad.  Otros gritos fueron “¡Carmen sí, fascismo no!”.

En el plantón desplegaron la misma manta que generó el escándalo el jueves 3 de febrero, en el recinto de San Lázaro. En ella se observa al presidente Felipe Calderón con la mirada extraviada, en medio de varias copas de licor.

“¡Extra, extra! Borracho atropella a periodista Carmen Aristegui!”, gritaba una de las manifestantes con ganas de ironizar el reciente episodio de censura durante el sexenio de Felipe Calderón.

Comunicado de MVS

Simultáneamente a la manifestación, la empresa MVS distribuyó un comunicado que explicó de esta manera la abrupta salida de Aristegui:

“El pasado viernes 4 de febrero, la periodista Carmen Aristegui dio por válida una presunción, transgrediendo nuestro código de ética y al negarse a ofrecer, como lo solicitó la empresa, una disculpa pública, decidimos dar por terminada nuestra relación cotractual”.

En la página web de MVS desapareció la foto de Aristegui, conductora de la emisión matutina de 6:00 a 10:00 am que durante los últimos meses se mantuvo en el primer lugar de preferencia de la audiencia en la zona metropolitana.

Comentarios