Delincuencia coarta ejercicio periodístico: Calderón

martes, 8 de febrero de 2011

MÉXICO, D.F., 8 de febrero (apro).- En medio de críticas y señalamientos por la presunta censura contra la periodista Carmen Aristegui, el presidente Felipe Calderón Hinojosa, habló hoy sobre la libertad de expresión en México, y aseguró que su gobierno “fortalece el esfuerzo de preservar la seguridad y la libertad de los periodistas”.
    Al recibir el informe de actividades de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), en Los Pinos, Calderón centró su intervención en su política de seguridad y combate a la delincuencia organizada, que calificó como el principal obstáculo para el ejercicio de las libertades fundamentales.
    Casi al final de su intervención, se refirió a las agresiones de periodistas, principalmente, a los que cubren acciones sobre el crimen organizado.
    “Sabemos que se busca coartar el ejercicio periodístico, sabemos que se busca someter al periodismo a los intereses de la delincuencia, y por eso, porque va en juego la vida y la libertad de los periodistas, el gobierno federal está plenamente consciente de la importancia de redoblar su esfuerzo y atender la observación de la CNDH, de fortalecer el esfuerzo de preservar la seguridad y la libertad de los periodistas”, dijo el mandatario.
    Antes, en su mensaje, el presidente de la CNDH, Raúl Plascencia Villanueva, había expresado que las agresiones a periodistas y defensores de derechos humanos son un ataque al estado de derecho, y representan la ineficacia de las autoridades competentes en la prevención e investigación de delitos.
    “Esta libertad (de expresión) es un derecho universal que requiere ser respetado por todos, dado que constituye una de las bases de la democracia”, dijo el ombudsman.
    En plena polémica por la abrupta salida de la periodista Carmen Aristegui de MVS Noticias, motivada, según se ha difundido en redes sociales, debido a un acto de censura, el mandatario mexicano recogió los comentarios de Plascencia y, recordó que creó la fiscalía especial de delitos contra libertad de expresión y presumió un convenio con la propia CNDH sobre el rubro.
    “Sé también que la libertad de los periodistas es la mejor defensa para el cabal ejercicio de las demás libertades y que se reclama para ello la participación de todos… en fin”, dijo Felipe Calderón sin aludir directamente al caso Aristegui.

Comentarios