La corrupción, caldo de cultivo para la delincuencia: Calderón

miércoles, 2 de marzo de 2011

MÉXICO, D. F., 2 de marzo (apro).- El presidente Felipe Calderón Hinojosa consideró que los ciudadanos que ofrecen dinero, dádivas o beneficios, son tan culpables de la corrupción como los funcionarios públicos que lo aceptan y, por si fuera poco, dijo, fomentan un caldo de cultivo para la delincuencia.
    “Durante mucho tiempo hemos perseguido y sancionado la corrupción desde el punto de vista de la autoridad. Hoy es tiempo de verla también como un fenómeno integral, en el que quien ofrece dinero, dádivas o beneficios es tan culpable, como quien recibe ese dinero, las dádivas o los servicios”, reiteró.
Aun más: Al presentar el paquete de reformas anticorrupción, que se discutirá próximamente en el Poder Legislativo, Calderón Hinojosa abundó en  que éste contempla sancionar también a quien ofrece dádivas a los funcionarios públicos.
    “Una sociedad que ve con normalidad los actos de corrupción, que los acepta, que los solapa e, incluso, que los promueve, es un caldo de cultivo para la delincuencia.
“México merece servidores públicos honestos y, también, ciudadanos honestos y empresas que actúen con total rectitud. En México, desafortunadamente, existen malas costumbres que han echado raíces. La profundidad con la que ha penetrado la corrupción en nuestra sociedad es un problema que debemos abordar frontalmente y superarlo”, subrayó.
El paquete de reformas presentado por el mandatario incluye la iniciativa de Ley Federal Anticorrupción en la Contratación de Obras Públicas, así como un conjunto de cambios a la Ley Federal de Responsabilidades Administrativas de los Servidores Públicos.
Entre otras medidas, el proyecto legislativo plantea sanciones a quienes ofrezcan cualquier tipo de dádivas a los funcionarios públicos, quienes, apuntó, también serán penalizados por recibirlas.
Por ejemplo, las sanciones que se contemplan impedirán que los funcionarios que se dejen corromper por particulares  sigan siendo contratados por el gobierno, y  quienes funjan como prestanombres de sancionados serán castigados con severidad, dijo.
Las reformas incluyen medidas de sanción más radicales para servidores públicos, así como facilitar trámites y procedimientos sancionatorios, además de premiar a quienes promuevan la denuncia, expuso el Presidente.
En el acto, realizado en la residencia oficial de Los Pinos, estuvieron presentes integrantes del cuerpo diplomático, la embajadora de Suecia en México, Anna Lindstedt, el secretario de la Función Pública, Salvador Vega Casillas, así como el dirigente de la Confederación de Cámaras Industriales de México (Concamin), Salomón Presburguer, y el de la Cámara Nacional de la Industria de la Transformación (Canacintra), Sergio Cervantes Rodríguez.

Comentarios