"El país requiere un cambio de rumbo": Ebrard

jueves, 31 de marzo de 2011

MÉXICO, D.F., 31 de marzo (apro).- Resuelto a colocarse como la mejor opción de la izquierda para la elección presidencial del 2012, el jefe de Gobierno del Distrito Federal, Marcelo Ebrard, admitió hoy que prepara el camino para ser el abanderado del PRD en esa contienda.
El hecho que detonó la aceptación del mandatario local fue el apoyo que le expresaron diversos líderes de distintas corrientes, consejeros políticos, diputados locales y federales en la reunión celebrada el miércoles pasado y convocada por Jesús Valencia, secretario general del PRD-DF.
    Ebrard, sin embargo, negó que con este acto haya iniciado oficialmente su precampaña pues, apuntó, los tiempos no lo permiten, pero dijo que la congregación es la expresión de varios sectores del PRD que quieren promover abiertamente su postulación.
    En entrevista al término de la entrega de mobiliario en la escuela José María Lafragua, en la delegación Iztapalapa, el Jefe de Gobierno refirió que la reunión del miércoles con perredistas fue una manifestación importante de quienes coinciden con sus proyectos y modo de ver las cosas.
    “Ayer hubo una representación bastante importante de quienes coinciden con la forma en que yo veo las cosas y con lo que estoy proponiendo. Entonces, en parte es una invitación, en parte muy importante es un compromiso y una decisión a esta posible candidatura y desde luego hice compromiso con ellos de hacerlo así, respetando el marco legal vigente. Entonces, lo confirmo plenamente, así fue", sostuvo.
    Comentó que se comprometió con los perredistas a ir adelante y a “defender en primer lugar las ideas que tenemos. Pensamos que el país debe de ir por un rumbo totalmente distinto al que tiene hoy", apuntó.
    El jefe del Ejecutivo local reiteró que deberá haber sólo un candidato de la izquierda para la presidencia, lo que se definirá en el segundo semestre de 2011, cuando se sabrá si él o Andrés Manuel López Obrador es el mejor posicionado.
    Dejó en claro, sin embargo, que desde hace tres años y medio reconoció su aspiración presidencial y que ha sido el único que lo ha aceptado abiertamente.
    Al preguntarle qué hará para que su anuncio no genere suspicacias sobre el desvío de recursos para su precampaña, Marcelo Ebrard dijo que desde que externó su interés por la presidencia jamás se ha desviado un centavo para una actividad que no sea la que el gobierno tiene establecida por ley, y así seguirá siendo, subrayó.
"Nunca hemos pensado en hacer presencia en función al despliegue de recursos, eso corresponde al PRI. Nosotros no tenemos esas prácticas. Entonces, vamos a hacer presencia con ideas, convicciones y resultados", afirmó.
    Respecto a la alianza en el Estado de México, negó que haya cambiado su posición de respaldo a las coaliciones y alianzas en varios estados de la república, pero recordó que desde el 5 de enero ya había manifestado que apoyaría a Alejandro Encinas, como lo hará, refrendó.
"Lo que estoy haciendo es reiterar mi respaldo a Alejandro Encinas y respeto sus posiciones políticas. No necesariamente estoy de acuerdo con todo lo que él piensa, no he cambiado mi línea estratégica, yo creo que en el Estado de México debemos hacerle frente al PRI y a todo el régimen junto, pero yo no puedo cambiar al candidato a media función", justificó.
Por su parte René Cervera, presidente de la Fundación Equidad y Progreso, que impulsa la plataforma política de Ebrard, confirmó que con la reunión que sostuvieron perredistas el miércoles, el mandatario comenzó prácticamente su precampaña para buscar la candidatura presidencial.
No obstante, afirmó que no se trató de un destape como tal, porque "Ebrard ha estado destapado desde que inició su gobierno en el DF. Lo de ayer fue la maduración de su proyecto político", dijo.
Además, desestimó la posibilidad de un distanciamiento con López Obrador a partir de este anuncio, porque el propósito final de ambos es luchar por la unidad del PRD de cara al 2012.
En reacción al “destape” de Ebrard, el dirigente del PAN capitalino, Obdulio Ávila, llamó al mandatario local a renunciar a su cargo, porque, en su opinión, sus intereses personales están ahora en la candidatura presidencial y no en solucionar los problemas de la capital.
Admitió que el anuncio del Jefe de gobierno local es una decisión legítima, pero contrasta con el encargo de su investidura oficial.
Dijo que la petición de la renuncia no obedece a una actitud partidaria o facciosa, por lo que conminó a todos los aspirantes a la Presidencia de la República a hacer lo propio, incluidos los del PAN.
Todos los funcionarios públicos que tengan aspiraciones político-electorales y tengan a su cargo el manejo de  recursos públicos “deben renunciar o separarse ellos, para evitar cualquier asomo de duda o sospecha del uso indebido del erario o de promoción en horarios hábiles”, expuso en un comunicado.
Según Ávila, el objetivo es fortalecer el sistema electoral y acatar las reglas democráticas para garantizar precampañas y campañas equitativas.

Comentarios