Identifican a otro guanajuatense entre exhumados de narcofosas

viernes, 20 de mayo de 2011

GUANAJUATO, Gto., 20 de mayo (apro).- La Procuraduría General de la República (PGR) identificó hoy a otro migrante guanajuatense entre los cuerpos exhumados de las narcofosas de San Fernando, Tamaulipas.
      Según la Procuraduría General de Justicia del estado (PGJE), la víctima respondía al nombre de Ramón Cisneros Hernández. El joven de  20 años era originario de la comunidad del Carmen, Irapuato, y viajó el 28 de marzo en un autobús con destino a Reynosa, con el propósito de cruzar la frontera.
    Ramón iba acompañado por Eleazar Martínez Camacho –el primer guanajuatense que fue identificado por la PGR-- y Adrián Herrera Moreno, quien aún sigue en calidad de desaparecido.
    Leonel Cisneros, hermano de Ramón, esperaba a los tres muchachos en Texas. Fue él quien avisó a la familia que los viajeros nunca llegaron a su destino.
    Los familiares de Ramón ya fueron informados del hallazgo y han sido citados para presentarse en las oficinas centrales de la PGR el lunes próximo, con el fin de corroborar la identidad de la víctima y efectuar los trámites para su traslado y sepultura en el Carmen.
    Con Ramón suman seis los migrantes guanajuatenses identificados hasta ahora entre las víctimas de San Fernando, puesto que varios de ellos viajaban en grupo.
    También existen denuncias de por lo menos 60 migrantes que viajaron por la ruta de Tamaulipas para cruzar la frontera en los últimos meses y desaparecieron en esa entidad.
    La semana pasada se informó de la ubicación de J. Luz Hernández, originario de Valle de Santiago; Armando Gallegos, de Tierra Blanca –en el norte de Guanajuato--, así como de Raúl Arriola, oriundo de Rincón de Tamayo, comunidad de Celaya.
Y los primeros en ser identificados fueron Eleazar Martínez y Jorge Antonio Zavala González.
En el caso de José Ávila Hernández, inicialmente señalado como guanajuatense, la PGJE precisó que era originario de Pastor Ortiz, Michoacán, desde donde viajó a Irapuato para tomar un autobús a Reynosa.
    Sus familiares presentaron la denuncia por su desaparición en Irapuato, en virtud de que fue en esa ciudad donde perdieron contacto con el muchacho, según datos de la Procuraduría de Guanajuato.
    Ninguno de los cuerpos de los cuatro hombres ha sido entregado aún a sus familiares, aunque la PGR los citó este sábado 21 en la Ciudad de México para concluir los trámites al respecto.

Comentarios