"Los Caballeros Templarios" buscan publicidad: Procuraduría

lunes, 20 de junio de 2011
MÉXICO, D.F., (apro).- La escalada de la violencia en Michoacán, que este fin de semana dejó 22 víctimas, fue atribuida por las autoridades locales al grupo criminal denominado Los Caballeros Templarios. Jesús Montejano, titular de la Procuraduría General de Justicia de esa entidad, aseguró que con ese tipo de acciones el grupo criminal Los Caballeros Templarios, una escisión de La Familia Michoacana, busca llamar la atención, ahora que los medios tienen los reflectores puestos en el Campeonato Mundial Sub-17. "Nosotros pudiéramos tomarlo no como una provocación en contra del evento que se desarrolló en debida forma, pero sí un momento para presumirlo y, vamos a decirlo así, para demostrar (la existencia de) este grupo del crimen organizado", dijo. En entrevista con Carlos Puig en W Radio, Montejano comentó que, debido a la celebración de la Copa del Mundo Sub 17, se preveían acciones de la delincuencia organizada, por lo que se buscó la coordinación de las agencias de seguridad. "Teníamos previsto que deberíamos de estar al pendiente, en coordinación todas las fuerzas, tanto federales como las estatales, municipales, pero lo han regado y han estado haciéndolo de una manera muy sistemática", dijo Montejano. Asimismo, informó que los futbolistas no han sufrido ataques de los cárteles, pero sí se registraron denuncias de robo a las selecciones de Holanda y Corea del Norte, por lo que ya se investigan esos hechos. El pasado sábado 18, los cuerpos  de 14 hombres –acompañados de un mensaje firmado por Los Caballeros Templarios– fueron arrojados en diferentes localidades, en los límites de Michoacán y Jalisco, “Esto les pasa por apoyar a El Chango Méndez, a los Zetas y a todos sus aliados”, se leía en las cartulinas, según reportes de la Policía Ministerial del estado de Michoacán. Jesús Méndez, El Chango, quedó como líder del cártel de “La Familia” tras la muerte de Nazario Moreno González, El Chayo, durante un operativo federal realizado en diciembre pasado. A esos 18 cadáveres se sumaron ocho más, los cuales fueron hallados el domingo 19 en la vía pública del municipio de Lázaro Cárdenas, todos con el tiro de gracia. De acuerdo con informes de la Policía Ministerial, los cuerpos fueron tirados en los municipios de Sahuayo, Cojumatlán de Regules, Jiquilpan, Villamar, Briseñas y Tanhuato. Las víctimas presentaban impactos de bala en la cabeza. La mayoría estaban atados de pies y manos, y algunos tenían los ojos vendados. Todos los cuerpos fueron concentrados en el Servicio Médico Forense, con sede en la ciudad de Zamora, para trabajar en su identificación y en las causas de su muerte.

Comentarios