Duarte y Solalinde analizarán acciones de apoyo a migrantes

martes, 28 de junio de 2011
JALAPA, Ver. (apro).- El gobernador Javier Duarte se reunirá el próximo viernes con el sacerdote Alejandro Solalinde, director del albergue “Hermanos en el camino”, de Ixtepec, Oaxaca, para abordar el tema de los migrantes que transitan por territorio veracruzano, luego del escándalo nacional provocado por el supuesto secuestro de 80 indocumentados en la entidad. Según Duarte, el encuentro con el sacerdote católico será para analizar el trabajo conjunto a favor de los migrantes que transitan por tierras veracruzanas y las acciones que se implementarán “para protegerlos”. En entrevista, consideró que en el encuentro con Solalinde “será muy positivo y permitirá unir esfuerzos en la misma lucha”, es decir, “el cuidado y la salvaguarda de los derechos humanos de los migrantes”. Duarte se refirió a este tema luego de la denuncia de Solalinde ante la Procuraduría General de la República (PGR) y la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) por la presunta desaparición de 80 indocumentados cuando transitaban por el poblado Medias Aguas, municipio de Sayula de Alemán, al sur del estado. A juicio del mandatario estatal, no son los veracruzanos quienes agreden o atentan contra los inmigrantes que cruzan por la entidad, “sino los grupos delincuenciales que se aprovechan de la necesidad y lucran con la esperanza”. Por ello, refirió, se busca evitar que estos grupos delictivos se “aprovechen de la necesidad de quienes, de manera legítima, transitan por la entidad en busca de una mejor calidad de vida, sin poner en riesgo su integridad”. “Más allá de que como gobierno estatal nos corresponda o no atender este fenómeno, en Veracruz trabajamos de la mano con la federación para salvaguardar a los inmigrantes y propiciar un ambiente de seguridad para quienes transitan por nuestras tierras”, afirmó. El gobierno del estado, insistió, respeta las garantías individuales y los derechos de todos los ciudadanos y de quienes transitan por el territorio, sin importar su origen y procedencia, “pues en Veracruz a todos se les respeta por igual”. Como autoridades, remarcó, “tenemos el compromiso de velar porque se respeten las garantías individuales de los inmigrantes y sus derechos humanos, en su aspiración de buscar mejores condiciones de vida más allá de sus fronteras”. Desde el lunes, el sacerdote Solalinde ha denunciado públicamente el secuestro masivo de inmigrantes cuando se transportaban en un tren que salió de Ixtepec, Oaxaca, y que hizo una parada a la altura del poblado Medias Aguas, en Veracruz, incluso presentó la querella respectiva ante la PGR y una queja ante la CNDH, donde se iniciaron las investigaciones correspondientes.

Comentarios