Policía Federal "sembró" pruebas contra agentes consignados: Fiscal de Durango

viernes, 3 de junio de 2011

DURANGO, Dgo., 3 de junio (apro).- Ramiro Ortiz Aguirre, fiscal general en esta entidad, aseguró hoy que cuentan con pruebas de que elementos de la Policía Federal “sembraron” armas y droga  a siete agentes de la Dirección de Investigación del Delito (DID) que fueron consignados por la Procuraduría General de la República (PGR).

“Se están acotando pruebas de que los policías federales sacaron con violencia a los investigadores de sus casas y, dicho coloquialmente, les sembraron armas y droga”, dijo el funcionario.

De acuerdo con el responsable de la procuración de justicia en la entidad, las declaraciones de testigos no coinciden con lo que se informó en los partes oficiales de la PGR, pues, según sus declaraciones, los siete elementos fueron detenidos en la calle, a bordo de tres vehículos en los que llevaban las armas y droga aseguradas en un operativo.

“Como institución somos muy respetuosos del Derecho, y si los compañeros policías investigadores se encuentran vinculados a una cuestión ilícita, para eso están las investigaciones”, dijo Ortiz Aguirre, no sin antes recalcar que la FGE ya trabaja en el respaldo legal de sus trabajadores.

Sobre la posibilidad de un llamado de atención a la Secretaría de Seguridad Pública federal por su presunta actuación ilegal, Ortiz señaló que no es un conflicto entre instituciones, sino que “se está hablando del mal ejercicio de la función por parte de algunos de sus agentes”, quienes –añadió– “están faltando a la confianza que la misma Policía Federal les está dando”.

El pasado miércoles 1, la delegación de la PGR ejercitó acción penal contra cinco agentes de la DID, por su probable responsabilidad en delitos contra la salud y portación de arma de fuego de uso exclusivo del Ejército.

De acuerdo con la indagatoria AP/PGR/DGO/DGO/307/2011, los inculpados fueron asegurados por elementos de la Policía Federal durante una revisión de rutina practicada en avenida Parque de los Remedios, esquina con calle República de Ecuador, del Fraccionamiento Aserraderos, ubicada en la capital del estado.

Los consignados fueron interceptados por elementos federales cuando circulaban en tres vehículos, en cuyo interior se hallaron dos fusiles AK-47, seis R-15, uno M-16, dos pistolas calibre .9 milímetros, dos .40 milímetros y tres artefactos con las características a las granadas de fragmentación.

También fueron localizados seis cargadores para AK-47, 10 para R-15, seis para .9 milímetros, cinco calibre .40 milímetros, 245 cartuchos calibre 7.62x39; 54 para .9 milímetros, 87 calibre .40, 260 calibre 2.23 milímetros y siete pierneras para cargador, entre otros accesorios para cargar armas, además de uniformes tipo militar.

Asimismo, se les decomisaron cinco bolsas con la droga llamada crystal, con aproximadamente dos kilogramos con 42 gramos; 16 bolsas con mariguana, con un peso total de 174 gramos, y cocaína; además, se aseguraron un vehículo Toyota Scion con reporte de robo y dos camionetas, una Ford Lobo y una Dodge Ram.

De acuerdo con el parte informativo, uno los inculpados manifestó que el armamento se entregaría a uno de los jefes de la célula delictiva denominada los "MÆS".

En razón de la gravedad de los delitos que se les imputa, fueron trasladados al Centro Federal de Readaptación Social (Cereso) Número Cinco "Oriente", en Cerro de León, municipio de Villa Aldama, Veracruz.

El pasado 22 de mayo, la PGR confirmó la detención de dos elementos más de la DID por razones similares, por lo que suman siete los agentes investigadores detenidos en las últimas semanas. Todos fueron asegurados por elementos de la Policía Federal.

Además de los agentes consignados, cuatro más solicitaron su renuncia a la FGE en los últimos días.

 

Comentarios