Ahora en Oaxaca: plagian, mutilan y asesinan a maestro jubilado

jueves, 9 de junio de 2011
OAXACA, Oax.- (apro).- A 15 días de haber sido secuestrado un profesor jubilado y por el cual sus plagiarios pidieron dos millones de pesos de rescate, fue localizado su cuerpo mutilado en un camino de terracería, ubicado entre las comunidades de Santa María Peñoles y Santiago Tlazoyaltepec, del distrito de Etla, confirmó la Procuraduría General de Justicia del Estado. Con este asesinato suman cinco las ejecuciones registradas en los primeros ocho días de junio, de las cuales tres se cometieron en Putla de Guerrero y otra más en inmediaciones del municipio de San Agustín Yatareni. El caso más reciente es la ejecución del profesor jubilado localizado anoche en el lugar denominado Loma del Carrizal, ubicado sobre una carretera de terracería, antes de llegar al municipio de Santa María Peñoles. El cuerpo fue encontrado boca abajo, maniatado y con el dedo pulgar derecho mutilado. Además, a la altura de la nuca presentaba dos orificios al parecer producidos por proyectil de arma de fuego, dijo el agente del Ministerio Público, Alberto Cruz Melgar. El profesor fue secuestrado –hace 15 días– en la calle de Alcalá número 908, en pleno centro de la capital y sus captores pidieron dos millones de pesos de rescate. Sin embargo, el pasado 31 de mayo, los secuestradores enviaron, en un sobre color amarillo, un dedo del mentor, así como una memoria USB, en la cual aparecía un video donde el profesor pedía a sus familiares que reunieran los dos millones de pesos para pagar su rescate. Según el Diario Noticias, como resultado de las investigaciones, la policía estatal detuvo el pasado fin de semana al obispo de la Iglesia de los Santos de los Últimos Días, Víctor Manuel Gutiérrez Herrera, y Luis Alberto Alemán Jiménez, quienes quedaron arraigados luego de la orden dictada por el juez tercero de lo penal en la causa 104/2011. Esto debido a que los agentes estatales e investigadores lograron ubicar la casa de seguridad entre las poblaciones de Etla y Santa María Peñoles. El pasado 1 de junio, también fueron localizados ejecutados Aristeo Martínez Sánchez, Isidro Oscar Pérez y Raúl Díaz Pérez. Los cuerpos fueron localizados con las manos amarradas hacia la espalda, con más de 20 impactos de arma de grueso calibre y el tiro de gracia. Las tres personas asesinadas con “cuerno de chivo” fueron localizadas sobre un camino de terracería, a un kilómetro de la ranchería El Limón, perteneciente a Putla de Guerrero. Según los primeros reportes policiacos, alrededor de las 09:30 horas, elementos de la Policía Municipal recibieron la llamada de auxilio donde les señalaron la existencia de tres cadáveres sobre un camino de terracería. Al acudir al lugar de los hechos, elementos de la Agencia Estatal de Investigación, policías estatales y municipales, encontraron tres cuerpos boca abajo, con las manos amarradas hacia la espalda con más de 20 impactos de arma de grueso calibre y con tiro de gracia. Al realizar una inspección, encontraron en el lugar casquillos calibre 7.62 Los cuerpos los trasladaron al anfiteatro del panteón municipal de Putla de Guerrero donde se encuentran en calidad de desconocidos y en espera de que sean reclamados por sus familiares. De acuerdo con las primeras indagatorias, el móvil de la triple ejecución registrada en el municipio de Putla Villa de Guerrero, la madrugada del pasado 1 de junio, pudo responder a una venganza entre bandas delictivas, pues las víctimas presuntamente contaban con antecedentes penales. Posteriormente, el pasado 7 de junio, fue localizado a la entrada de San Agustín Yatareni, el cuerpo de Bernardino Pérez Agustín, quien fue torturado y le dejaron marcada una letra Z. El cuerpo fue identificado por su hija Gaudencia Pérez Bautistas, quien afirmó que su padre de 58 años y vecino de San Agustín Yatareni, era el propietario del estacionamiento “Eucaliptos”, ubicado a unos metros de la ejecución.