Gordillo quería puestos y 20 mdp mensuales del ISSSTE: Yunes

martes, 5 de julio de 2011
MÉXICO, D.F. (apro).- El exdirector del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE), Miguel Ángel Yunes, acusó a la líder magisterial Elba Esther Gordillo de intentar corromper esa institución a lo largo de su gestión. “Elba Esther quiso corromper al ISSSTE, y yo no lo permití”, sostuvo Yunes en rueda de prensa. Luego se refirió a Gordillo como una especie de “rey Midas”, que “todo lo que toca lo corrompe”. Según el exfuncionario, en 2007 Gordillo le exigió una “cuota” de 20 millones de pesos mensuales para “financiar” las actividades del Partido Nueva Alianza (Panal), entre otros recursos, así como la entrega de puestos relevantes en el ISSSTE. La denuncia de Yunes, quien de esa manera dio respuesta a las acusaciones de Gordillo en su contra por supuestos malos manejos de 50 mil millones de pesos en la administración del ISSSTE, se remonta al 2007: “A unos días de yo haber tomado posesión, me llamó y me entregó una lista. Quiso nombrar a todos los responsables del manejo de los recursos en el ISSSTE: director de finanzas, administración, prestaciones, tesorero, absolutamente todo”. Según su relato, Yunes increpó a la maestra. Preguntó ¿quién disponía los nombramientos’, y Gordillo reviró: “Yo, porque el ISSSTE es mío”. “Le dije que estaba equivocada. Y no nombré en los cargos que ella quería a estas personas”, aseguró el veracruzano. La exigencia de 20 millones de pesos que hizo Gordillo al entonces director del ISSSTE habría sido sólo una de “múltiples” solicitudes de recursos. De esos episodios, Yunes recuerda uno efectuado por la tarde en el hotel Loewe, de San Diego, California, en febrero de 2007: Gordillo “me invitó a una reunión en San Diego, cerca de su residencia. Asistí. Estaba en proceso de impulsar la reforma del ISSSTE. Tenía que escuchar a todo el mundo y establecer equilibrios. En presencia de diez personas, integrantes de Nueva Alianza, me solicitó que mensualmente le entregara yo 20 millones de pesos para financiar las actividades de su partido. Obviamente le dije que no”. Con su negativa, Yunes habría desatado la ira de la maestra: “Me dijo que no podía ser, que yo estaba ahí gracias a ese partido y gracias a ella. Yo le respondí lo que le dije siempre: que yo estaba ahí porque me designó el presidente de la República”, dijo el también excandidato panista al gobierno de Veracruz. De esa manera, el exfuncionario refutó los dichos de Gordillo quien, el pasado 29 de junio, hiciera público que negoció con Felipe Calderón el puesto de Yunes en el ISSSTE, entre otros, a cambio de su apoyo al michoacano en las elecciones presidenciales de 2006. “Fui nombrado por el presidente Calderón y sólo respondí, durante los tres años que estuve al frente del ISSSTE, a las instrucciones del presidente de la República”, replicó. Luego de las acusaciones de la dirigente vitalicia del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) en contra de Yunes, de supuestos malos manejos por 50 mil millones de pesos, el exdirector del ISSSTE instó a quien lo señala a presentar pruebas ante la autoridad. “Elba Esther Gordillo señaló que tiene evidencias claras de malos manejos en el ISSSTE y dijo que se deslindaba política, ética y moralmente. La ética y la moral no son temas que ella haya dominado y en los cuales haya sido congruente”, remachó. Al cuestionarle a Yunes si Calderón estuvo enterado de los chantajes de Gordillo, contestó: “Los temas de mis acuerdos con el presidente no los haré públicos”. Luego retó a la maestra Gordillo: “Como ella pide auditorías y transparencia, yo la convoco a que permita que un despacho de auditores externos, con la supervisión de Transparencia Mexicana, revise las cuentas del SNTE desde 1989, año en que fue nombrada por el entonces presidente Carlos Salinas de Gortari como su dirigente, y haga del conocimiento público el uso que se le ha dado a las decenas de miles de millones de pesos que han salido de los bolsillos de los maestros y de las arcas públicas para financiar sus actividades”. Continuó: “Convoco a Elba Esther Gordillo a abrir el fondo para el retiro de los trabajadores de la educación. Que nos platique si es verdad que el fondo se manejó en San Diego, cuáles han sido sus rendimientos y el destino de los recursos. “Convoco a que Gordillo autorice a un despacho de auditores externos a revisar sus cuentas personales, sus bienes patrimoniales, sus ingresos, sus gastos de inversión, sus cuentas de cheques, sus tarjetas de crédito, así como los ingresos que sustentan su ritmo de vida, así como hacer públicos los resultados”, desafió. Yunes, a su vez, se comprometió públicamente a que el mismo despacho audite sus bienes, ingresos y gastos. “Elba Esther Gordillo no tiene otro interés en la vida que sus propios intereses, fundamentalmente el poder y el dinero. Tiene una enorme capacidad para corromper todo lo que toca. Es una especie de ‘reina Midas’, pero en este caso, todo lo que toca se corrompe. Me remito a cuestiones concretas: quién ha corrompido el sistema educativo nacional, imponiendo a los maestros un cacicazgo que rechazan, pero por temor han tenido que soportarlo ya por 22 años, haciendo víctimas a niños y jóvenes estudiantes”, acusó. A Yunes se le cuestionó el porqué, si desde el comienzo de 2007 ya había un rompimiento con Gordillo, el Panal apoyó su candidatura por el gobierno de Veracruz en 2010, en coalición con Acción Nacional (PAN). “Nunca la invité a mi campaña. La razón de que apoyara mi candidatura fue porque ella no tenía espacio para apoyar al candidato del PRI”, fue su respuesta y alertó: “Va a aparecer una letra de cambio, que fue el apoyo que me dio Nueva Alianza. Firmé 10 millones de pesos, creo que del SNTE, mismos que, en el mismo lugar donde me los entregaron, que fue en el aeropuerto de Veracruz, se los entregué al profesor Rafael Ochoa (exlíder magisterial) para que los aplicara a Nueva Alianza”, atajó.

Comentarios