Colgados y decapitados, entre las víctimas del viernes

viernes, 26 de agosto de 2011
MÉXICO, D.F. (apro).- La jornada de violencia de este inicio de fin de semana dejó un saldo de al menos nueve personas muertas en distintos hechos presuntamente relacionados con el crimen organizado. En el Distrito Federal fue hallado el cadáver de un hombre decapitado en las inmediaciones de Televisa Santa Fe, en la delegación Álvaro Obregón. Junto al cuerpo había un narcomensaje firmado por La Mano con Ojos que decía: "Me llamo Israel Medina Ruiz esto me pasó por meterme en el terreno de La Mano con Ojos y pensé que la plaza no estava (sic) cuidada y esto les va a pasar a todos los chapulines, violadores, secuestradores y extorsionistas para que sepan que la plaza sige (sic) cuidada eso les va a pasar a todos los que se metan en mi plaza ATTE La Mano con Ojos". En Juárez, Chihuahua cuatro personas fueron ejecutadas en dos hechos distintos. El primero de los ataques ocurrió en un yonke -establecimiento de partes usadas- llamado “44 Tragabalas” localizado al oriente de la ciudad. Al lugar llegó un grupo fuertemente armado y baleó a los dos hombres que se encontraban ahí y luego prendió fuego al negocio. Minutos después, se repitió un hecho similar en el “Yonke 83” en la colonia Azteca, al poniente de la ciudad. En el lugar murieron dos hombres y dos más resultaron  heridos. Las autoridades no dieron a conocer los nombres de las víctimas ni si se trataba de empleados o clientes de los negocios. Se presume que los hechos ocurrieron porque los propietarios se negaron a pagar las extorsiones semanales de entre mil 500 y cinco mil pesos, que les exige la delincuencia organizada. En el penal de Aquiles Serdán, en Chihuahua, un reo de nombre Octavio Soto Carrizales, de 38 años, amaneció colgado en su celda, informó la Fiscalía General del Estado. En Acapulco, Guerrero, fue encontrado el cuerpo de un hombre, colgado en un puente peatonal de la colonia La Cima, informó la Policía Municipal. La víctima tenía un tiro en la cabeza y junto a su cadáver había 19 cartulinas con el mismo narcomensaje dirigido al gobierno estatal y firmado por El Chapo Guzmán. El mensaje decía: “SR. ALBERTO LOPEZ ROSAS DEJE DE ESTAR ENGAÑANDO A LA CIUDADANIA Y AGARRAR GENTE INOCENTE ESTA GUERRA NO SE ACABA HASTA QUE AGARRE A VICTOR AGUIRRE SI NO LA GUERRA VA HACER EN CONTRA DEL GABINETE DEL GOBERNADOR POR CORRUPTO Y POR ANDAR APOYANDO EXTORCIONADORES ATTE. EL CHAPO GUZMAN.” La ejecución tuvo lugar dos días después que el grupo delictivo La Barredora, apéndice del cártel de Sinaloa, emplazó al gobernador Ángel Aguirre a reconocer sus presuntos lazos familiares y el supuesto apoyo que brinda a “su primo” Víctor Aguirre, identificado como uno de los líderes del denominado Cártel Independiente de Acapulco (Cida). Advirtió que en un plazo de 48 horas, ejecutaría a 50 miembros de esa banda; y 10 funcionarios del gobierno estatal “sufrirían las consecuencias” si no reconocía dichos lazos. En Tamaulipas, la Procuraduría General de Justicia del estado (PGJ) confirmó el hallazgo e identificación de los cadáveres de dos funcionarios que laboraban en el municipio de Xicoténcatl. Uno es Miguel Ángel Ortega Nava y el otro, Héctor Alberto Medina Urita, auditor adscrito a la Auditoría Especial del Gasto Federalizado y contralor municipal del ayuntamiento de Xicoténcatl, respectivamente. Ambos funcionarios desaparecieron el 24 agosto, igual que Mario Alberto Arrazola Olivo, quien colabora también en el área de Auditoría Especial del Gasto Federalizado y aún no ha sido localizado. En la cabecera municipal de Guanajuato un hombre de más de 60 años fue asesinado de un balazo en la espalda; lo degollaron y le cortaron los genitales para ponérselos en el cuello. En el lugar, autoridades encontraron un mensaje, que decía: "Esto va dirigido a todos los violadores y rateros. Venimos por ustedes malditos. Vamos a acabar con toda la escoria de Guanajuato....", el texto no tenía firma ni se asoció con algún grupo delictivo.