En el tema de seguridad, Torreón huérfano: alcalde

lunes, 5 de septiembre de 2011
MÉXICO, D.F. (apro).- Tras la balacera del domingo 4 en las inmediaciones del estadio Territorio Santos Modelo en Torreón, Coahuila, cuyo un saldo fue de seis muertos, entre ellos tres policías, el alcalde de la localidad, Eduardo Olmos Castro, demandó el apoyo de otras corporaciones policiacas para hacerle frente a la delincuencia, porque de parte de la Federación, agregó, “parece que Torreón está huérfano” en el tema de seguridad. Luego de lamentar las muertes por la balacera de anoche, Olmos Castro dijo que si se tuviera más respaldo de la Policía Federal, evidentemente que las cosas del domingo no hubieran tenido ese trágico resultado. No obstante, reconoció el valor y profesionalismo que han mostrado los policías municipales, aun cuando el apoyo federal, dijo, "se regatea". De acuerdo con el alcalde, los sectores oriente y poniente de Torreón siguen siendo focos de atención policiaca, aunque los ataques contra la Policía Municipal se han generado en la frontera entre Torreón y Francisco I. Madero, en la carretera que conduce a San Pedro, Coahuila. La Policía de de Torreón, añadió, se ve limitada en torno de su acción porque se tienen que atravesar estos dos últimos municipios cuando se realiza alguna persecución. Asimismo, aceptó que por los recurrentes hechos de violencia, hay un clima de preocupación, rabia, pesar e indignación entre la población. La noche de ayer, un nuevo enfrentamiento en las inmediaciones del estadio Territorio Santos Modelo dejó un saldo de seis muertos, entre ellos tres policías. El ataque ocurrió alrededor de las 20 horas en la carretera Torreón-San Pedro, a la altura del ejido La Concha, cuando un grupo de hombres armados, a bordo de varios vehículos, embistió a una patrulla de la Dirección de Seguridad Pública de Torreón. Luego de la embestida, los agentes y los policías intercambiaron balazos, tras lo cual tres oficiales perdieron la vida. Otras tres personas –un detenido que llevaban en la patrulla y dos pintores– también fallecieron. En su huida, rumbo al municipio de Francisco I. Madero, los gatilleros colocaron barricadas sobre la carretera Torreón-San Pedro. Según testigos, utilizaron dos tráileres para impedir el arribo de fuerzas de apoyo policiacas y militares. Apenas el pasado 20 de agosto, una balacera afuera del estadio Territorio Santos Modelo provocó pánico entre los asistentes al juego entre Santos y Morelia. Durante el partido, que fue interrumpido al minuto 40 del primer tiempo, se escucharon las detonaciones que alarmaron a los miles de aficionados. En las imágenes, transmitidas en vivo, se observó a la gente corriendo de un lado a otro, y a los jugadores que corrían hacia los vestidores. En esa ocasión, Jesús Torres Chávez, fiscal de Coahuila, aseguró que entre las 19:40 y 19:45 (hora local), elementos del Ejército y de diversas corporaciones policiales marcaron el alto a tres camionetas sobre la carretera de Torreón a San Pedro. Los vehículos ignoraron el retén, por lo que se inició una persecución y luego el intercambio de disparos enfrente del estadio. Según el fiscal, los hombres armados tiraron clavos en la carretera y lograron ponchar las llantas de algunos vehículos de la policía.

Comentarios