Calderón en Tijuana: guerra al narco, "hasta el último día de mi mandato"

viernes, 20 de enero de 2012
MÉXICO, D.F. (apro).- El presidente Felipe Calderón aseguró hoy que su guerra contra los cárteles de la droga se prolongará hasta el último día de su mandato, particularmente en Tijuana, Baja California, donde hoy realizó una gira de trabajo. El mandatario también festinó que, a su juicio, ya hay resultados y las cosas han cambiado en la zona en materia de seguridad. “Yo veo que aunque va poco tiempo, ya estamos viendo algunos resultados, yo siento un ánimo distinto aquí en Tijuana del que había hace dos o tres años, cuando la gente estaba asustada”, expresó. Calderón continuó encomiando su estrategia de seguridad federal, al mencionar que, cuando visitaba la región durante su campaña, los tijuanenses, particularmente los empresarios, le hacían peticiones desesperadas por personas “levantadas”, asaltos y otros crímenes. Luego calificó a la delincuencia organizada de “cizaña”, y a sus integrantes como “los malos, los criminales”. Las caracterizaciones de Calderón sobre quienes incurren en delitos han ido a más en los últimos meses, cuando ha insistido en llamarlos “un cáncer”, “mala hierba”, y otros epítetos apartados de la noción de derechos humanos que, al mismo tiempo, ha tratado de abordar, en especial a partir del surgimiento del Movimiento por la Paz con Justicia y Dignidad que encabeza el poeta Javier Sicilia. Calderón continuó destacando que su estrategia está dando resultados debido a la perseverancia de su gobierno, en la renovación de las policías, lo cual costó la amenaza de la delincuencia de que matarían a dos policías por semana, y recordó que, efectivamente, muchos uniformados perdieron la vida. El presidente de México estuvo en Tijuana, donde declaró que Baja California cuenta ya con cobertura universal de salud; además, inauguró la ampliación del puente fronterizo y decretó la eliminación de barreras arancelarias para unos 200 productos que ingresarán por esta entidad y Sonora.

Comentarios