Sequía afectará a 2.5 millones de mexicanos: UNAM

jueves, 26 de enero de 2012
MÉXICO, D.F., (apro).- La sequía que afecta a gran parte del país provocará que alrededor de 2.5 millones de mexicanos corran el riesgo de padecer hambruna si no se toman medidas para contrarrestar la pérdida de productos agrícolas y ganaderos, advirtió un experto de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM). Emilio Romero Polanco, del Instituto de Investigaciones Económicas (IIE), indicó que el cambio climático es en este momento el factor decisivo en el déficit de la producción nacional de granos básicos, por lo que consideró urgente monitorear la gravedad del problema y atenderlo en el corto plazo para evitar la falta de alimentos. En un comunicado, el experto señaló que 50% de los municipios están afectados por la sequía, y se calcula que 1.4 millones de hectáreas padecieron los daños provocados por las condiciones climáticas adversas. Tan solo el año pasado, recordó, se perdieron 3.2 millones de toneladas de maíz, 600 mil de frijol y 60 mil cabezas de ganado debido a la escasez de agua, por lo que advirtió que "de no aplicar medidas para contrarrestar la pérdida de productos agrícolas y de ganadería, esta población corre el riesgo de padecer hambruna". El experto criticó que a pesar de la situación que enfrenta el país, el Estado haya tardado tanto en atender la contingencia, no obstante que cuenta con 147 mil millones de dólares en reservas internacionales. Apenas hace dos días, el presidente Felipe Calderón ordenó liberar 33 mil 827 millones de pesos, alrededor de dos mil 500 millones de dólares, para atender la sequía que afecta a gran parte del país, sobre todo en la región norte y centro.  Incluso calificó como histórico el monto de recursos destinado para este fin. Dichos recursos serán destinados principalmente a la rehabilitación y reforzamiento de infraestructura para el suministro de agua para consumo humano, así como para garantizar el abasto de alimentos a las poblaciones afectadas. Romero Polanco, integrante de la Unidad de Investigación de Economía Mundial del IIE, destacó que es necesario replantear la importancia estratégica del agro y de la autosuficiencia alimentaria. En 2011, explicó, México registró ventas por más de 10 mil millones de dólares por la exportación de productos agrícolas, “sin embargo esto no detuvo el incremento de la importación de alimentos, rubro al que se destinaron 21 mil millones de dólares en el mismo año", dijo. Ante esa situación, el especialista en desarrollo rural consideró fundamental consolidar la producción de autoconsumo, y aclaró que si bien no abastecería a las zonas urbanas e industriales, sí facilitaría el acceso a maíz, frijol y pequeña ganadería de traspatio, “recursos indispensables” para afrontar la desnutrición entre la población marginal. El experto afirmó que al no impulsar la producción local de alimentos, México recurre a los mercados internacionales y termina comprando a precios altos dada la coyuntura mundial, marcada por la escalada de precios en granos básicos y cereales. Esa tendencia, dijo, continuará este año, pues de acuerdo con la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y el Desarrollo (FAO, por sus siglas en inglés), el costo de maíz se incrementará 45% y el del trigo 35%. En ese sentido, Romero Polanco sostuvo que es necesario rediseñar las políticas de ciencia y tecnología, así como reubicar las regiones de producción tradicionales, trasladarlas del centro y noreste al sur del territorio nacional.

Comentarios