Se opone arzobispo de León a cobro por ver recorrido papal

domingo, 29 de enero de 2012
LEÓN, Gto. (apro).- El arzobispo de León José Guadalupe Martín Rábago exhortó al alcalde Ricardo Sheffield Padilla a reconsiderar el cobro de cuotas por el acceso a los graderíos que su gobierno instalará para presenciar el recorrido de Benedicto XVI en el “papamóvil” durante su próxima visita, por las avenidas de esta ciudad. “Yo haría una invitación a las autoridades que si es indispensable colocar graderías a costo, mejor no colocarlas; a no ser que las quieran ofrecer totalmente gratis, sería otra cosa”, planteó Martín Rábago en conferencia de prensa este domingo. Como cabeza de la Iglesia católica en la región que será visitada por Benedicto XVI a fines de marzo, el arzobispo de León aclaró que en reuniones con las autoridades gubernamentales del estado y de los municipios de León, Guanajuato capital y Silao se habló de permitir a la gente colocarse en la calles y presenciar los recorridos que hará el papa durante su estancia en estas tres ciudades “sin que tenga que pagar por verlo pasar”. Por ello, sugirió que si se piensa en cobrar el acceso a gradas que en algunos puntos de las avenidas colocará el municipio leonés, sería mejor entonces que se desista de la idea de instalar dichas estructuras. Aceptó que se cobre cuotas de recuperación por el acceso a sitios de campamento, ya que en estos lugares –según la organización– se ofrecerá a los visitantes diversos servicios como baños y vigilancia “y eso indudablemente supone una inversión que implicará una cuota simbólica”, que rondará en los 80 pesos. Sin embargo, aclaró que en las reuniones entre la jerarquía católica y las autoridades gubernamentales involucradas en los preparativos para la visita del papa, “nunca se había hablado de que se pusieran gradas a costo”. El prelado también comentó que aún no se ha definido la cantidad total de boletos que se entregarán a las diócesis de todo el país para repartirlas entre las órdenes religiosas, laicos y demás interesados en asistir a los eventos masivos que encabezará Benedicto XVI, particularmente a la misa en el parque Bicentenario de Silao, frente al Cubilete. “Todavía hay ajustes que se están haciendo, ajustando las plataformas (en la Expo Bicentenario) y los ingenieros y arquitectos tienen que hacer las mediciones exactas para definir el número de personas y por ende, de boletos”, refirió. Aunque aseguró que el reparto se hará sin distinción. “Todos tenemos la posibilidad, cada día se recibirá una cantidad de boletos y las diócesis las repartirán entre religiosas, laicos y en general”, apuntó.  

Comentarios