Violencia de bandas de delincuentes deja 12 muertos

lunes, 6 de febrero de 2012
MEXICO, D.F. (apro).- En un inicio de semana marcado por la violencia, autoridades policiales de cinco entidades del país reportaron la muerte de al menos 12 personas en hechos presuntamente vinculados al crimen organizado. En Nuevo León, efectivos de la Secretaría de Marina abatieron a un presunto líder del grupo delictivo de Los Zetas, identificado por las autoridades como El Comandante Chabelo, quien supuestamente era encargado de la plaza de Monterrey. Según los primeros informes, los hechos ocurrieron la tarde del domingo sobre la calle Juan Pablo II, en la colonia Residencial Anáhuac. En dicho lugar, el presunto delincuente, junto con varios de sus escoltas, se enfrentó con los marinos. Tras el enfrentamiento, su cuerpo quedó dentro de la camioneta blanca que tripulaba. Fuentes de la Procuraduría de Justicia de Nuevo León ligadas a la investigación revelaron que se trataba de Mario Alberto "N", quien supuestamente ordenaba las acciones delictivas para Los Zetas. Señalan que este hombre era uno de los más antiguos líderes de Los Zetas que controlaban la plaza de Nuevo León. En Torreón, Coahuila, las autoridades locales reportaron el hallazgo de tres hombres sin vida, con signos de tortura y un mensaje intimidatorio, en la colonia Vicente Guerrero, en esta ciudad. Voceros de la Fiscalía General del Estado (FGE) informaron que el hallazgo se realizó a las 10:30 y al momento las víctimas permanecen sin ser identificadas. Estas presentaban varios impactos de bala en la cabeza y fueron encontradas con las manos y pies atados con agujetas; todos presentaban visibles huellas de tortura. En otro hecho violento, voceros de la Fiscalía informaron que durante la tarde de ayer localizaron el cuerpo de un hombre de aproximadamente 35 años, quien fue asesinado alrededor de las 12:55 en la calle Eulogio Ortiz, afuera de la notaría pública 37, ubicada en la colonia Ampliación los Ángeles. La delegación Laguna I de la FGE informó, por otra parte, que sobre el tiroteo ocurrido la noche del domingo en un restaurante de carnitas, las víctimas fueron identificadas como Luis Alberto Macías Macías, de 33 años, y Guillermo González García, de 37. A ellos se sumó el deceso de Ernesto Jesús Beltrán Frayre, de 27 años. Y en Durango fueron estrangulados dos hombres. El primero de ellos, de unos 30 años, fue localizado sin vida cerca del poblado El Nayar. Medía 1.91 metros de estatura y pesaba 110 kilogramos de peso, con complexión atlética. No ha sido identificado. El segundo de los fallecidos por esta causa fue identificado como Favio García Torres, de 68 años. Fue localizado muerto en el interior de su casa, de la colonia Insurgentes; hasta el momento se desconoce quién o quiénes lo asesinaron. En el poblado Llano Grande, también del municipio de Durango, ejecutaron a Jaime Ávila Márquez, de 32 años. Tenía disparos de arma de fuego en abdomen y tórax; su cadáver fue abandonado en la esquina de Unidos Venceremos y Adolfo López Mateos. Por otra parte, en Nayarit, un adolescente de 16 años y un joven de 19 se enfrentaron a balazos contra elementos de la Policía Nayarit luego de haber robado un taxi, utilizado en su huida, tras un atraco a una gasolinera en el municipio de Xalisco. Omar Alejandro Pérez Bermúdez, de 16 años, quedó muerto tras ser abatido por las balas de los policías al repeler la agresión. Alexis Jiménez Flores, de 19, se encuentra internado en un hospital de la capital con heridas que no ponen en peligro su vida. El cuerpo del menor fue reconocido por su padre y el herido está bajo la disposición del Ministerio Público para que responda por los hechos. En Sinaloa, atado de pies y manos, y con varios disparos de arma de fuego, fue encontrado el cuerpo de un expolicía municipal, a bordo de camioneta abandonada sobre la carretera Culiacán-Navolato. La Policía Ministerial del Estado estableció que la víctima es Fausto "N", quien hace dos años abandonó en forma voluntaria la corporación municipal de Navolato.