Arraigan en Nuevo León a tres Zetas implicados en 16 homicidios

lunes, 16 de abril de 2012
MONTERREY, N.L. (apro).- La Procuraduría General de Justicia de Nuevo León arraigó a tres pistoleros de la organización criminal de Los Zetas, a quienes se les vincula con al menos 16 homicidios. Se trata de José Luis Rodríguez Huerta, El Puma, de 30 años de edad; José Arturo Hernández, El Pelón, de 26, y Jaime Misael Peña de la Rosa, El Misa, de 20 años. De acuerdo con el procurador del estado, Adrián de la Garza Santos, El Puma se incorporó a la agrupación desde el año pasado; operaba en los municipios de Apodaca y San Nicolás, y recibía 190 mil pesos mensuales como pago. Durante la presentación de los detenidos, el procurador, agregó que El Pelón, realizaba labores de “halcón” y sicario; tenía una percepción de 4 mil 800 pesos quincenales. El Misa, recibía dos mil pesos semanales como “halcón”. Los tres zetas fueron detenidos el pasado 13 de abril en la colonia Los Ébanos, municipio de Apodaca, cuando circulaban a bordo de un automóvil Nissan Sentra 2008, color gris con reporte de robo. Tenían en su poder cinco armas largas. Jorge Domene Zambrano, vocero de seguridad, presente en la conferencia, precisó que a los tres detenidos se les investiga por los homicidios cometidos en Apodaca, el 29 de diciembre, el 4 de enero en la colonia Pueblo Nuevo y el 14 de ese mismo mes en la colonia Cosmópolis, donde asesinaron a cuatro personas en total. El 19 acribillaron al guardia de seguridad en el exterior de unos billares; el 28 en el centro de Apodaca asesinaron a una persona en un depósito. El 27 de febrero ultimaron a dos personas en la carretera a Dulces Nombres y el 8 de marzo a un agente de tránsito y un narco distribuidor. El 20, secuestraron y ejecutaron a tres personas; el 24 a otra más; el 28 asesinaron a una mujer y a su hijo, en el camino a Dulces Nombres, al parecer porque eran narco distribuidores. En la misma conferencia, el procurador informó que uno de los dos muertos del domingo frente a la Macroplaza era un fugado del penal de Apodaca, el 19 de febrero. De la Garza dijo que el fugado era Edgar Adrián Izaguirre Gutiérrez, alias El Cacho, mientras que su cómplice, también abatido, era Robert William de la Rosa Morales. Los dos agredieron a las 19:00 horas a agentes de la AEI en el cruce de Doctor Coss y Padre Mier, cuando investigaban un homicidio en un bar del Barrio Antiguo. Los investigadores repelieron el fuego y acribillaron a los dos pistoleros que circulaban en una camioneta robada.

Comentarios