"Poder corruptor" ha perpetuado a Romero Deschamps: AMLO

TUXTLA GUTIÉRREZ, Chis. (apro).- El candidato presidencial del Movimiento Progresista, Andrés Manuel López Obrador, dijo este sábado que la corrupción está impregnada en toda la esfera pública del país, y que así como se ha manchado a una institución tan honorable como el Ejército, los sindicatos y sus líderes son otro sector pervertido. En particular se refirió al caso de Carlos Romero Deschamps, el líder del sindicato petrolero mexicano que se ha perpetuado en ese liderazgo “basado en el poder corruptor”, dijo López Obrador. “No se explica la corrupción del sindicato petrolero sin el apoyo del presidente de la República en turno. Ya se sabe cuánto dinero fue a la campaña en el 2000 para Francisco Labastida Ochoa, hubo auditorías, se reveló la corrupción y no pasó nada, todos siguen impunes. Fox negoció con ellos”, dijo López Obrador. “Yo no voy a propiciar ninguna relación de complicidad con ningún líder sindical, con ningún cacique. Vamos a combatir la corrupción”, enfatizó. Dijo que Peña Nieto es apoyado por líderes sindicales como Romero Deschamps o Elba Esther Gordillo Morales, así como políticos, funcionarios y gobernadores que se han visto implicados en actos de corrupción. “Sin esta red de corrupción, sin el apoyo de algunos medios, en particular algunas televisoras, lo que nos espera con Peña Nieto es más corrupción. A final de cuentaS el 1 de julio los mexicanos vamos a decidir si queremos ponerle un fin a la corrupción o queremos ser parte de ella”, dijo el tabasqueño. Cuestionado sobre si haría auditorías u otros procesos de revisión, dijo que eso son sólo procedimientos administrativos que incluso siempre se han hecho; se revelan sus resultados y nadie sanciona ni castiga a los responsables, lo que hay de fondo es poner fin al apoyo que el presidente en turno ofrece a estos líderes sindicales. “Ya hace falta un cambio en esas dirigencias sindicales. Y no lo digo yo, lo dicen los propios trabajadores. Vamos a impulsar la democracia libre dentro de los sindicatos. Es mucho dinero el que manejan los líderes sindicales y no rinden cuentas. La transparencia no existe y no es dinero de los líderes, es dinero de los mexicanos que va para los trabajadores pero que sus líderes hacen lo que se les antoja con esos recursos”, añadió. Por otra parte, señaló que nadie debe darse por sorprendido tras el involucramiento de altos mandos militantes con la delincuencia organizada, pues desde el principio lo advirtió que era de alto riesgo sacar el Ejército a las calles a y exponerlo al poder de corrupción de los cárteles del narcotráfico. De gira en esta entidad, donde visitó tres ciudades y acompañó a la candidata a gobernadora de Chiapas por la izquierda, María Elena Orantes López, a registrarse ante el órgano electoral, ofreció su conferencia de prensa sabatina en un hotel de la capital del estado, donde se refirió a la captura de los tres generales y un teniente coronel presuntamente implicados con el crimen organizado. López Obrador dijo en Chiapas que nadie se llame a engaños pues, desde que el presidente de México, como comandante supremo de las Fuerzas Armadas, tomó la decisión de sacar al Ejército y la Marina para labores de seguridad pública, desde ese momento los expuso al poder corruptor de los cárteles del narcotráfico. “El Ejército es una importante institución. Yo lo advertí desde el principio que no era conveniente sacar al Ejército en labores de seguridad pública. Y no nos escucharon. Entiendo que por el error que cometieron desde el principio”, dijo López Obrador. “Pensaron que sacar al Ejército a combatir al narcotráfico iba a ser un día de campo. No sabían a lo que iban a enfrentarse. Pensaron que era un asunto que no iba a durar mucho tiempo. No tenían un diagnóstico, un plan bien preparado y vean ahora lo que está pasando”, agregó. Para López Obrador es urgente reforzar una policía federal, una policía nacional moralizada, una policía adiestrada para que paulatinamente las Fuerzas Armadas vayan saliendo de las calles y puedan regresar a sus cuarteles. Sobre su reunión ayer con los miembros de la Comisión Nacional Bancaria, el tabasqueño dijo les planteó que lo fundamental estriba en que se pueda impulsar el crecimiento económico para generar empleos, y la consecuente crisis de inseguridad y violencia. “Mi convocatoria a los banqueros fue impulsar ese crecimiento económico y en este propósito, el gobierno va a garantizar que exista certeza jurídica para que pueda haber bienestar. Les pedí que haya tasas de interés más bajas y no tan altas que impiden el flujo financiero entre los microempresarios y emprendedores mexicanos”, mencionó. López Obrador llegó anoche procedente de Tapachula donde encabezó un mitin, pernoctó en Tuxtla Gutiérrez, y éste sábado se dirigió al municipio de Bochil para más tarde cerrar el día con un mitin en la cabecera municipal de Ocozocoautla.