Atacan antros, casino y hotel en Nuevo Laredo; siete heridos

jueves, 24 de mayo de 2012
NUEVO LAREDO, Tamps. (apro).- Por tercer día consecutivo miembros de la delincuencia organizada atacaron centros nocturnos de esta ciudad tamaulipeca, y atentaron contra el hotel donde se hospedan efectivos policiacos con un saldo de siete heridos, informó hoy un oficial de Protección Civil. El primer atentado sucedió después de las 03:00 horas cuando desconocidos que se desplazaban en varios vehículos lanzaron bombas molotov contra la discoteca Maranho, ubicada en la avenida Reforma, en el centro de la ciudad, precisó la fuente de Protección Civil. Horas más tarde, al filo de las 06:00 horas, hombres armados lanzaron un artefacto explosivo contra el hotel Santa Cecilia, donde se hospedan agentes de la Policía Federal. Después del atentado siete efectivos fueron trasladados a un hospital local, agregó el oficial del cuerpo de socorro. El martes pasado otro grupo armado también atentó contra dos antros, el Zebra y Dubai, presuntamente relacionados con un grupo de la delincuencia organizada. Además, la madrugada del  lunes fue incendiado el casino Amazona, el cual operaba de manera clandestina. Durante la mañana de este jueves, también se rumoró sobre enfrentamientos y bloqueos en varios puntos de la ciudad, pero ninguna autoridad confirmó esos hechos. Los atentados forman parte de la disputa por la plaza que mantiene el cártel de Sinaloa contra Los Zetas, grupo que predomina en la región. La narcoguerra se agudizó desde el pasado 4 de abril, cuando fueron abandonados 14 cuerpos descuartizados en el interior de una camioneta estacionada a un costado de la presidencia municipal. El crimen se lo atribuyó al cártel que comanda Joaquín Guzmán Loera, El Chapo, pues junto a los cadáveres fue dejada una manta en la cual anunciaba su llegada a la ciudad  para “limpiar de Zetas a Nuevo Laredo”. El grupo rival respondió colgando a nueve presuntos miembros del cártel del Golfo en uno de los principales puentes vehiculares de la entrada a la ciudad, la madrugada del 4 de mayo. Para el mediodía, un grupo de sujetos armados dejó en hieleras 14 cabezas en un puente peatonal cercano a la alcaldía con un mensaje dirigido al presidente municipal Benjamín Galván Gómez. Los cuerpos fueron abandonados en otro punto de la ciudad, en una camioneta tipo van estacionada frente a la sede de la Asociación de Agentes Aduanales de Nuevo Laredo.

Comentarios