Descartan móvil político-electoral en ola de secuestros en Nuevo León

miércoles, 9 de mayo de 2012
MONTERREY, N.L. (apro).- El gobierno de Nuevo León descartó que la alta incidencia de secuestros en la entidad tenga motivos político-electorales. Después de informar sobre la liberación de cuatro personas secuestradas, y del arresto de uno de sus captores, el vocero de Seguridad del gobierno del estado, Jorge Domene Zambrano, afirmó que no existen indicios de que los plagios tengan un fondo electoral. Una de las personas rescatadas en esa acción es sobrino del secretario de Ayuntamiento de Linares. La semana pasada se reportó el plagio en Allende de dos cuñados del dirigente del PRI estatal, Sergio Alanís Marroquín. “No podemos, ahorita, confirmar nada. En mi opinión personal, creo que es algo que no tiene una liga entre estos eventos, estaremos tratando de resolverlos, como fue el caso de ayer”, dijo Domene en conferencia de prensa. El funcionario explicó que en el operativo del martes por la tarde la Secretaría del Ayuntamiento de Linares, municipio ubicado 130 kilómetros al sur de la capital, en zona citrícola, recibieron la denuncia de la privación de la libertad de un comerciante y dos personas más que se transportaban en un auto Grand Marquis. Al ser lanzada la alerta, autoridades de los tres niveles de gobierno se avocaron a la búsqueda del coche que encontraron en el kilómetro 180 de la carretera Linares-Monterrey. Ahí, los delincuentes intercambiaron fuego con elementos de la Policía Federal que patrullaban el sector. Los plagiarios se internaron por una brecha del arroyo Los Cabezones, de Montemorelos, en sus límites con Linares, y sorprendieron a balazos a los federales, quienes, al repeler la agresión, los hicieron huir. Los agentes encontraron un campamento donde rescataron a los tres secuestrados y uno más que había sido reportado desaparecido desde el 3 de mayo. Ahí detuvieron a una persona que estaba escondida entre los matorrales; tenía un fusil AR-15 y confesó que trabaja para el cártel del Golfo. Por lo menos tres personas lograron escapar. Domene dijo que las autoridades investigan si había relación entre estos plagios con los de los parientes de Alanís Marroquín, aunque adelantó que los secuestradores ya entraron en contacto con los familiares para negociar la liberación. Al referirse al incendio de coches en la avenida Morones Prieto, al poniente de Monterrey, el martes por la tarde, el vocero dijo que ya hay una investigación en curso para dar con los responsables. “Se tienen afortunadamente los testimoniales de las personas afectadas, la descripción de las personas que cometieron este delito anoche e información de las cámaras que están sobre la avenida Morones Prieto”. “Las autoridades están trabajando inclusive en la investigación de gasolineras donde estas personas pudieron haber cargado el recipiente con el cual rocían los vehículos para poderlos incendiar”, señaló. Las víctimas fueron elegidas por azar y enfatizaron que a las personas que les quitaron los coches para incendiarlos no les hicieron daño.

Comentarios