Asesores extranjeros de EPN preparan embestida contra AMLO, acusa Monreal

viernes, 1 de junio de 2012
MÉXICO, D.F. (apro).- Los coordinadores de las campañas presidenciales del PRI-PVEM, PAN, y de la coalición Movimiento Progresista, Luis Videgaray, Roberto Gil Zuarth y Ricardo Monreal, respectivamente, se enfrascaron hoy en un ríspido debate a propósito del presunto pase de charola de colaboradores de Andrés Manuel López Obrador. Ante los micrófonos de Radio Fórmula, con Joaquín López Dóriga como árbitro, Monreal aseguró que el supuesto “pase de charola” a empresarios es parte de una “campaña negra” orquestada por los 42 asesores del candidato priista, Enrique Peña Nieto. Luego de defender la honestidad del tabasqueño, dijo que ese escándalo es una “cortina de humo” del PRI para reeditar la campaña negra de 2006. Y devolvió la pedrada a Videgaray: “Tú tienes 42 asesores que están diseñando está campaña negra contra López Obrador, reeditar la campaña negra del 2006, la segunda etapa va a ser culparlo de la crisis financiera europea y que tendrá repercusiones en México en la devaluación del peso, culpar a Andrés Manuel de la devaluación. “Incluso ayer tuvieron reuniones en Tabasco tus asesores extranjeros y ahí diseñaron otra estrategia más, van a atacar al gabinete de Andrés Manuel porque dicen es un gabinete de viejitos, esa es la segunda etapa de esta campaña negra porque saben que están cayendo y la última estrategia que diseñaron ayer en Tabasco fue dividir a los jóvenes, al denominado Yo Soy 132 y van empezar a hacerlo”, acusó. Monreal añadió que antes no hacían ese tipo de campañas porque “se sentían seguros, porque había una ventaja de Peña Nieto, dicen ellos, ahora caen de manera brutal, y ahora tratan de difamar con una cortina de humo a AMLO”, subrayó. Videgaray negó tales imputaciones y las calificó de “una payasada”. “Es una mentira burda, del tamaño de una Catedral, no tenemos a esos asesores, ni siquiera los conozco, me parece deleznable esta plática”, reviró. El priista afirmó que las acusaciones de Monreal carecen de sustento y obedecen a la “práctica tradicional” de López Obrador de victimizarse cuando alguien descubre alguna de sus “muchas” prácticas ilegales. “Lo que estás diciendo Ricardo me parece sin sustento. Si dices que tenemos asesores extranjeros y que tenemos 42 en fin, pues da los nombres,  pruébalo, te aseguro que no tenemos 42 asesores y menos 20 asesores extranjeros. “Pero lo más importante es que aquí estamos viendo una práctica tradicional de López Obrador que es en el momento en el que se le delate y se le descubre una de sus muchas prácticas ilegales y deshonestas, inmediatamente vamos al manualito de la victimización y la teoría del complot. “Niego categóricamente lo que estás diciendo, es una falsedad y es un intento que me parece la verdad bastante malo”, reviró el coordinador de campaña de Peña Nieto. Incluso, indicó que presentará una denuncia por difamación en contra de Ricardo Monreal. En cuanto al supuesto “pase de charola” a los empresarios con el fin de reunir seis millones de dólares para el candidato de izquierda, Videgaray insinuó que los recursos servirían de “cochinito para hacer un escándalo postelectoral y estoy seguro que lo van a hacer porque van a perder”, asestó. Monreal insistió en la campaña negra y afirmó que ante esa situación, llevarán a cabo tres acciones: reforzar la auditoría ciudadana para que la población reporte lo que considere como gasto excesivo en publicidad. La segunda será presentar una queja ante el IFE por adquisición encubierta de tiempo en radio y televisión cuando Enrique Peña Nieto fue gobernador del Estado de México y la última, solicitar a la PGR la aceleración en la investigación sobre el decomiso de los 25 millones de pesos a funcionarios del estado de Veracruz. Roberto Gil, coordinador de campaña de la candidata presidencial del PAN, Josefina Vázquez Mota, llegó tarde a la mesa de debate, por lo que sólo se limitó a opinar de las acusaciones entre Monreal y Videgaray. Afirmó que Peña Nieto y López Obrador “representan el retroceso para México” y se mantienen en “un cruce permanente de quién viola más la ley”. Destacó que la candidata de su partido no se ha visto inmiscuida en algún escándalo y señaló que ante las acusaciones entre ambos candidatos, los dos deben hacer públicas sus cuentas, revelar quién les otorga apoyos, quién financia las cenas, los aviones y demás gastos.

Comentarios