Faltó claridad y profundidad en debates: Coparmex

miércoles, 13 de junio de 2012
MÉXICO, D.F. (apro).- La Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) propuso llevar a cabo un tercer debate entre los candidatos a la Presidencia, luego de que en los dos anteriores observó una “deficiente profundidad y claridad en la exposición de sus proyectos de nación”. El organismo presidido por Alberto Espinosa Desigaud destacó que “los candidatos perdieron tiempo al repetir propuestas ya conocidas, limitándose a la retórica; faltó escuchar cómo solucionar los problemas más graves que vivimos los mexicanos y más detalles de cómo lograr la viabilidad de las mismas”. Incluso la Coparmex calificó como “ideal” un tercer debate, de preguntas y respuestas, de ida y vuelta, de contrastes y propuestas, con participación ciudadana activa, como lo hacen otras democracias desarrolladas. Después del segundo debate realizado el domingo 10 en Guadalajara, Jalisco, la Coparmex pidió al candidato del PRI, Enrique Peña Nieto, “un diálogo maduro para desmitificar su imagen”. “El candidato del PRI y del Partido Verde Ecologista de México tiene que mostrar su capacidad de negociación y tender puentes con los jóvenes que cuestionan su campaña, así como abrir un diálogo maduro para desmitificar su imagen y posicionar sus propuestas entre el electorado”. Peña Nieto también debe mostrar su disposición, abundó, para participar en más debates con los otros candidatos, “que nos permitan a los ciudadanos evaluar y comparar mejor para emitir un voto más razonado”. En tanto, el organismo patronal aplaudió al candidato de las izquierdas, Andrés Manuel López Obrador, su propuesta de eliminar el Impuesto Empresarial a Tasa Única (IETU) y dejar sólo un gravamen directo, así como el objetivo de triplicar el crecimiento de la economía e impulsar la creación de nuevos empleos. Sin embargo, cuestionaron las fuentes de financiamiento que aseguren su agenda económica y su intención de construir más refinerías. Por otro lado, reconocieron su interés en la propuesta del político tabasqueño por eliminar gastos suntuosos e innecesarios en la administración pública. En tanto, la Coparmex sugirió a la panista Josefina Vázquez Mota demostrar que tiene “una verdadera voluntad de renovación” y hacer “un mayor esfuerzo para explicar sus propuestas”. “La candidata de Acción Nacional tiene que demostrar que hay una verdadera voluntad de renovación para lograr un gobierno innovador, y que tendrá la fuerza y la capacidad para llevar a cabo la agenda de reformas que requiere el país. “Le pedimos un mayor esfuerzo para explicarnos sus estrategias y planes de gobierno, especialmente cómo sustentará presupuestalmente sus planteamientos de crear una pensión mínima garantizada a partir de los 70 años y un seguro temporal de desempleo”, precisó el organismo patronal. En el caso de Gabriel Quadri, candidato de Nueva Alianza (Panal), la Coparemex advirtió que “tiene el reto de convencer de que su candidatura es realmente ciudadana y que representa una opción viable”, ya que a lo largo de su campaña se le ha impugnado por su relación con la lider vitalicia del magisterio, Elba Esther Gordillo. La Coparmex señaló que el plan de gobierno de Quadri de la Torre debe ser detallado y no enfocar su proselitismo en las acciones de los demás candidatos. “Rescatamos su idea de aumentar la inversión en educación, cultura y ciencia, para hacer de éstas la prioridad de la agenda de desarrollo del próximo gobierno”, precisó. Para la Coparmex, en el debate pasado faltó claridad en materia de seguridad pública, que es “el principal problema que aqueja a México”. Sugirió que se debe trabajar en la instalación de los observatorios del delito; crear el mando único, y la aprobación de la ley de prevención y combate al lavado de dinero. “La situación actual –de inseguridad– exige cambios de raíz, emprendiendo acciones para reconstruir el tejido social en todo el país”, acotó. A decir del organismo patronal, el segundo tema en importancia es la reactivación de la economía, mediante la aprobación de las llamadas reformas estructurales. “Es impostergable aprobar la reformas política, laboral, energética, hacendaria y a la banca de desarrollo, que nos darían un impulso de crecimiento adicional del PIB, y frenaría el descenso de México en el Índice de Competitividad Global, del lugar 42 en el reporte 2001- 2002, al 58 en el ranking 2011-2012, que ocupamos actualmente”, detalló.  

Comentarios